Burak Karan, futbolista alemán fallecido en Siria
El futbolista alemán Burak Karan, en una imagen de 2008 con los colores del Aachen. EFE

El antiguo jugador de la selección alemana sub-17, Burak Karan, murió el pasado 11 de octubre víctima de un ataque aéreo en Siria, a donde se había trasladado para luchar contra el régimen de Bashar Al-Assad, informó este lunes el diario alemán Bild. El exjugador de fútbol falleció a causa del ataque efectuado por las fuerzas de Al-Assad en una localidad cercana a Azaz, dos kilómetros al sur de la frontera que comparten Turquía y Siria.

Se retiró del fútbol en 2008 y fue investigado en Alemania por sus vínculos con islamistas

Karan, defendió la camiseta de la selección alemana en categorías inferiores donde compartió convocatorias con jugadores como el centrocampista del Real Madrid Sami Khedira o el jugador del Schalke 04 Kevin-Prince Boateng. Sin embargo, Karan decidió de poner fin a su carrera en 2008 con apenas veinte años antes de comenzar a establecer contactos con grupos islamistas.

"Burak me dijo que el dinero y su carrera no eran importantes para él y en vez de eso, comenzó a buscar continuamente vídeos en Internet sobre zonas en guerra" explicó a  Bild el hermano del exjugador de fútbol, Mustafá.

De hecho, según informaron fuentes de los servicios de seguridad alemana, Karan fue investigado por sus vínculos con islamistas, bajo la acusación de "apoyo a organizaciones terroristas extranjeras", aunque estás pesquisas no pasaron a mayores. La última imagen que se tiene de Karan proviene de un vídeo subido a Youtube once días después de su muerte, en el que el alemán, de 26 años, aparecía portando un Kaláshnikov.