Ben Johnson
Dos imágenes de Ben Johnson: en la actualidad (i) y durante la famosa final de los 100 metros en la que ganó a Carl Lewis y donde después dio positivo. (Archivo Reuters)

El atleta canadiense Ben Johnson, sancionado de por vida por dopaje, regresará a los estadios como entrenador. Se le verá junto a la pista de la reunión de Leipzig, el próximo 9 de febrero, cuya organización informó de ello.

Johnson, a quien se desposeyó de su medalla de oro de los JJ.OO. de Seúl en 1988 acudirá a esa cita como técnico de Brandt Fralick, de 20 años y promesa de la velocidad.

"Se merece una nueva oportunidad"

"Creemos que Ben Johnson ha tenido ya su sanción como deportista y que se merece una nueva oportunidad como entrenador", indicó Alexander Richter, portavoz de la reunión de Leipzig.

Ben Johnson tiene ahora 45 años y entrena a Brandt Fralick, una promesa de la velocidad


El nombre del atleta canadiense, de 45 años, se identifica con uno de los escándalos de dopaje más sonados de la historia olímpica, desde que dio positivo tras conseguir el oro en esos Juegos y establecer una nueva marca mundial con 9,79 en 100 metros.

En 1993 fue sancionado a perpetuidad, tras varios escándalos, se le retiraron todas las medallas y también marcas logradas.