Bekele plasmó su dominio, que corroboró desde el final de la primera vuelta, para cumplimentar los 10.000 metros de la carrera con un crono de 31:05 y ‘masacrar’ a todos sus adversarios. El mejor español fue Chema Martínez, que llegó en una meritoria sexta posición.