Casillas
Casillas, en un partido contra el Bayern de Múnich la temporada pasada. (Reuters) Michael Daider

El partido en Munich (así lo vivimos en directo) tuvo más emoción de lo esperado, sobre todo al final. Hubo bastantes ocasiones porque el marcador se abrió nada más comenzar el duelo (las mejores fotos).

Pero casi todas fueron para el Bayern, un equipo con más ideas, más rápido y con más ganas que el Real Madrid, donde el mejor fue Casillas.

Sin embargo, las decisiones del árbitro marcaron el encuentro.

Primero, por el penalti que le hicieron a Robinho y que significó el 2-1 para los blancos. Segundo, por la expulsión a Van Bommel, que vio la segunda amarilla y fue expulsado junto con Diarra. Y tercero, por un gol anulado al Real Madrid por una mano de Sergio Ramos en la jugada.

Al menos, las decisiones fueron polémicas y hubo dudas. Tanto para los alemanes en la pena máxima como para los blancos en la mano del sevillano.

Dos goles del Bayern les pusieron contra las cuerdas

Sacó del centro del campo el Real Madrid, falló lamentablemente en un pase Roberto Carlos y Makaay marcó a los 10 segundos, el gol más rápido de toda la Liga de Campeones. Todos los planteamientos cambiaban y Capello no supo reaccionar.

Los blancos se quedaban fuera nada más comenzar y tenían que atacar, pero fueron los bávaros quienes llevaron contínuamente el peligro en la primera parte.

Hasta tres ocasiones claras tuvo el equipo alemán, pero Casillas, en una noche increíble, defendía la portería como podía. El Real Madrid vivía en una inseguridad permanente.

Pocas ocasiones blancas

Guti salió al campo por Emerson y el Real Madrid tuvo una tímida reacción. Llegó a puerta en un par de ocasiones y hasta pudo marcar, pero Higuaín no lanzó del todo bien. Capello y sus hombres acabaron la primera parte pensando que, con todo lo sucedido, el marcador estaba de su parte, tenían el pase a un gol.

Sin embargo, en la segunda parte apenas cambió nada. El Bayern llevaba la batuta porque se sentía muy cómodo así y a los blancos les costaba mucho llegar.

Con todo, durante unos minutos cercaron la meta de Kahn. Ahí pudo marcar de cabeza Van Nistelrooy y Raúl, pero tenían la pólvora mojada.

La segunda parte seguía con emoción

Pese a un par de buenas ocasiones de Van Bommel y Schweinsteiger, el Madrid seguía con fe. Entraba Cassano y Van Nistelrooy, de cabeza, estuvo a punto de hacer el 1-1.

Pero el Madrid era endeble y en un saque de esquina se produjo el segundo gol del Bayern marcado de cabeza por el brasileño Lucio.

El tanto no hizo quebrar la moral al Madrid que siguió insistiendo y logró aproximarse. El penalti a Robinho cambió todo el duelo. Marcó Van Nistelrooy y antes de hacerlo se expulsó a Van Bommel, que vio la segunda amarilla por protestar. Diarra también fue expulsado.

Ataque blanco hasta el final, pero con pocas ocasiones. La más importante llegó, pero el tanto fue anulado por mano de Sergio Ramos. ¿Voluntaria? Deja tu opinión en los comentarios.

Ficha del partido:

2-Bayern: Kahn; Sagnol (Görlitz, 83), Lucio, Van Buyten, Lahm; Salihamidizic, Hargreaves, Van Bommel, Schweinsteiger; Makay (Pizarro, 69) y Podolski (Demichelis, 88).

1-Real Madrid: Casillas; Torres, Helguera, Ramos, Roberto Carlos; Gago, Emerson (Guti, 32), Diarra; Higuain (Cassano, 46, Raul; y Van Nistelrooy.

Goles: 1-0 min 1: Makaay. 2-0 min 66: Lucio. 2-1 min 82: Van Nistelrooy, de penalti.

Árbitro: Lubos Michel (Eslovaquia) amonestó a Sergio Ramos, Guti, Diarra, Mark Van Bommel, y Lukas Podolski, y expulsó a Diarra y Van Bommel por acumulación de amarillas.

Incidencias: partido de vuelta de la Liga de Campeones disputado en la Allianz Arena de Múnich ante 66.000 espectadores, unos 4.000 de ellos españoles.

Estadísticas del partido
(Bayern a la derecha/Madrid a la izquierda)

Estadísticas