El Barça celebra un gol en el Camp Nou
El Barça celebra un gol en el Camp Nou. EFE

Se confirma que no hay Liga y sí un simple duelo a la espera de un nuevo 'clásico'. El FC Barcelona cerró la segunda jornada de la temporada (la primera disputada) con una goleada de escándalo en el Camp Nou sobre el Villarreal (5-0), que no fue suficiente para situarse al frente de la clasificación de Primera por diferencia de tantos, pero que demuestra una vez más la desigualdad brutal que existe con el resto de equipos. Ni siquiera uno de los que juegan Champions League este año puede disputarle un encuentro al vigente campeón.

Si los blancos golpearon sin compasión al Real Zaragoza este domingo, llegó el turno de un Barça 'sin defensa' —jugó con tres centrales por las bajas con Busquets, Abidal y Mascherano— y con Xavi y Villa en el banquillo, en detrimento de Cesc y Alexis en el equipo titular, para volver a dar una lección de fútbol, avaricia y superioridad. No hubo color, ni rival, y solo recibió una llegada sobre su meta Valdés en 90 minutos.

Guardiola recuperó el 3-4-3 del 'dream team'

Destapado el espíritu del 'dream team', sólo faltaba tocar rápido, robar y marcar. Así llegaron un lejano aviso de Alexis, un cabezazo al larguero de Busquets y un 'amago' de Messi, precediendo el tanto de un gran Thiago en el minuto 25: conducción elegante, preparación del cuerpo y disparo raso, potente y colocado con la pierna izquierda sobre el arco de Diego López.

Con eso, el equipo de Pep ya había destrozado cualquier oposición del Villarreal. Borja y Cani se perdieron en la inmensidad del Camp Nou y Rossi y Nilmar se aburrieron. Sin más.

Mientras tanto, Messi y Cesc ya daban muestras gratas de conexión y hubo que esperar al filo del descanso para que llegara el tanto del 'novato', llegando desde la segunda línea.

Xavi y Villa, de 'refresco'

El descanso sólo relajó al Villarreal, que se preparaba para recibir otra sacudida. Llegaron el cuarto y quinto gol de corrido: el primero tras una gran asociación de Thiago con Alexis, para que el chileno hiciera el primero en partido oficial, y el segundo, en una buena asociación de Iniesta y Leo Messi en la que Diego López no puedo hacer nada.

Rossi disparó por primera vez a falta de cinco minutos

Ya no había rival, así que llegó el quinto a la media hora de la segunda mitad con la enésima triangulación entre Messi y Thiago — gran partido el del canterano—, que habilitó al argentino para que cerrara el doblete con Xavi y Villa ya en el campo, para dar descanso.

El morbo en el tramo final estaba en comprobar si el Barça privaría al Real Madrid del liderato a base de goles, pero los tantos no llegaron, Rossi probó por fin a Valdés a falta de cinco minutos y el campeón puso fin a la jornada con su 'manita'. Todo muy sencillo.

Ficha técnica

5 - Barcelona: Valdes; Mascherano, Sergio Busquets, Abidal; Keita, Thiago, Iniesta (Xavi, min.56), Cesc (Dos Santos, min.70); Alexis, Pedro (Villa, min.67) y Messi.

0 - Villarreal:
Diego López; Zapata, Gonzalo, Musacchio, Oriol; Marchena, Bruno, Borja Valero (Camuñas, min.50); Cani (Wakaso, min.64), Nilmar (Senna, min.61) y Rossi.

Goles: 1-0: Thiago, min.25. 2-0: Cesc, min.45. 3-0: Alexis, min.47. 4-0: Messi, min.51. 5-0: Messi, min.75.

Árbitro: Turienzo Álvarez. Mostró tarjeta amarilla a Zapata (min.20), Mascherano (min.33), Cesc (min.34), Wakaso (min.84) y Marchena (min.88).

Incidencias: Partido de la segunda jornada de Liga -la primera se suspendió por una huelga de la AFE- disputado en el Camp Nou ante 75.097 espectadores. Antes del inicio del encuentro se guardó un minuto de silencio por el fallecimiento de Heribert Barrera, quien fuera el primer presidente del Parlamento de Cataluñaa