Tomic y Abrines mantienen al Barça invicto y reconfortante victoria del Madrid

  • Los culés derrota al Obradoiro por 67-57.
  • Victoria del Madrid ante el Manresa, por 106-68.
  • El Sevilla suma su segundo triunfo en la liga, el primero en casa, al ganar por un contundente 94-84 el duelo andaluz ante un cansado y perdido Unicaja.
El jugador del Real Madrid Sergio Llul (d) y Jermaine Thomas, del Manresa.
El jugador del Real Madrid Sergio Llul (d) y Jermaine Thomas, del Manresa.
EFE

El Barcelona Lassa dormirá, una semana más, como líder invicto de la liga gracias a su victoria ante el Rio Natura Monbus Obradoiro (67-57), cimentada en una muy buena defensa y especialmente en el gran partido del pívot Ante Tomic (18 puntos y 11 rebotes) y el escolta Álex Abrines (16 puntos).

Empezó el Barça con un parcial de 6-0 gracias al acierto en el tiro de Abrines. El dominio inicial de Tomic en la zona y un triple de Oleson abrieron la primera brecha azulgrana en el marcador (14-5, min.6) y obligaron a Moncho Fernández a pedir su primer tiempo muerto.

Sin embargo, el Rio Natura Monbus reaccionó con la entrada en pista de su segunda unidad. Brown, Pozas y Hawks anotaron para endosarle al Barça un parcial de 0-7 y ajustar de nuevo el partido (14-12, min.8).

Los locales, con Samuel, Vezenkov y Ribas en cancha, volvieron a estirar el electrónico al inicio del segundo período, logrando la máxima ventaja de toda la primera mitad (22-12, min.14).

El Barça era el amo y señor del rebote y entre Oleson y Ribas habían secado, además a Waczysnki. El alero polaco, que pugna con Tomic por ser el máximo anotador de la competición, falló los cuatro tiros de campo que intentó en la primera mitad.

Con Waczynski desactivado, fueron Caloiaro, por fuera, y Pustovyi, por dentro, quienes lideraron una nueva reacción visitante: un parcial de 4-15 culminado con un triple de McGrath que colocaba a los gallegos por primera vez por primera y única vez por delante en todo el partido (26-27, min.17).

Un espectacular mate de Satoransky y una genialidad de Arroyo casi sobre la bocina permitió a los de Xavi Pascual marcharse con tres puntos de ventaja al descanso (34-31).

Abrines y Tomic volvieron a brillar tras la reanudación y lo locales agarraron de nuevo un pequeño colchón. Un triple de Oleson colocaba una nueva máxima para el conjunto azulgrana (49-37, min.26).

Mientras tanto, Waczynski seguía desaparecido y solo Caloiaro y Pustovyi mantenía el tipo. Así, el Barça logró mantener la renta hasta el final del tercer cuarto (54-42).

El último período solo sirvió para que Tomic engordase sus estadísticas (el croata acabó con 28 de valoración) y el Barça se disparó en el electrónico (67-50, min.39). Un parcial de 0-7 en el último minuto, permitió al Obradoiro 'maquillar' el resultado final (67-57) y dejarlo solo en diez puntos de diferencia.

Paliza del Madrid

El Real Madrid se reconfortó con una holgada victoria ante el ICL Manresa, por 106-68, de sus tropiezos continentales de la Euroliga, en un partido en el que no encontró oposición en ningún momento.

Las mínimas dudas que había antes del partido se disiparon tras los dos primeros minutos de juego (7-0). Tan breve espacio de tiempo fue suficiente para declarar una manifiesta superioridad en lo técnico, en lo táctico, en la anotación, en el poder reboteador y en todo lo demás.

El 'Titán de Nayarit', es decir, el mexicano Gustavo Ayón fue el encargado de dejárselo claro a un ICL Manresa que no encontró el menor resquicio, pese a los continuos cambios de un Ibon Navarro que se desesperó ante la falta de soluciones de su equipo.

Segundo triunfo del Sevilla

El Baloncesto Sevilla sumó su segundo triunfo en la liga, el primero en casa, al ganar por un contundente 94-84 el duelo andaluz ante un cansado y perdido Unicaja, que acusó mucho el desgaste de la Euroliga y su vuelta casi sin descanso desde Moscú, en un encuentro completísimo de los sevillanos.

En la incontestable victoria del CB Sevilla frente al potente Unicaja fueron claves el partidazo y el acierto del ala-pívot esloveno Bostjan Nachbar (máximo anotador con 30 puntos, con 5 de 7 triples y 7 de 8 tiros de dos) y del escolta estadounidense Scott Bamforth (17 puntos y 5 de 8 triples), además de la gran defensa y la intensidad con la que jugó todo el conjunto de Luis Casimiro.

Ambos equipos llegaban a este choque de rivalidad andaluza con el ánimo reforzado para seguir su recuperación en la Liga Endesa: los sevillanos, a estrenarse en casa tras ganar la pasada jornada fuera su primer partido en esta liga; y los malagueños, tras su hazaña de vencer al CSKA en Moscú, a trasladar al torneo nacional su gran momento en la Euroliga, donde es el único que sigue aún invicto.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento