Ter Stegen
Marc-André Ter Stegen, portero del Barça. EFE

Ernesto Valverde ha sacado un inédito once inicial en Balaídos para enfrentarse al Celta de Vigo. El entrenador del Barcelona tiene muy presente la final de la Copa del Rey contra el Sevilla, y no ha arriesgado ni lo más mínimo con sus titulares fijos. Ni Messi, ni Suárez, ni Piqué... El 'Txingurri' le da minutos a hombres como Yerry Mina o Denis Suárez, que no suelen contar ni siquiera como suplentes y su nombre suele estar en la lista de descartados.

El once del Barcelona en Balaídos lo forman Ter Stegen; Semedo, Yerry Mina, Vermaelen, Digne; André Gomes, Paulinho, Coutinho, Denis; Dembélé y Alcácer. La decisión de rotar ha hecho que este partido ya sea historia para el conjunto culé, aunque no será muy positivo para los que creen en la filosofía de la cantera y la Masía: es la primera vez en 16 años que no hay ni un canterano en un once inicial del Barcelona en Liga.

El último precedente es de 2002. Exactamente del 6 de abril de ese año, cuando Carles Rexach sacó contra el Athletic a Bonano; Reiziger, Christanval, Abelardo, Coco; Rochemback, Cocu, Luis Enrique; Rivaldo, Saviola y Overmars. Aquel partido en el antiguo San Mamés lo ganó el Barcelona por 0-2.

En el equipo presentado por Valverde no hay ningún jugador catalán y sólo hay dos españoles, Alcácer y Denis. Este último, aunque fue fichado por el Barça B, está criado futbolísticamente en la cantera del Celta de Vigo, para pasar después a la del Manchester City donde acabó de explotar. Por tanto, y pese a jugar en el filial algunos partidos, no es canterano de La Masía.

Es un once tan poco común, que ni siquiera está ninguno de los capitanes. Ni Iniesta, ni Messi, ni Busquets están en el campo, por lo que a Ter Stegen le tocó la responsabilidad de llevar el brazalete de capitán.