Severiano Ballesteros
Severiano Ballesteros, en el momento en el que anunció su retirada del golf profesional. (EFE) EFE

El estado del golfista cántabro Severiano Ballesteros sigue siendo grave, aunque en una "situación estable", ya que sigue ingresado en la UVI del Hospital Universitario La Paz, en el que permanece desde el pasado lunes tras sufrir "un cuadro de mareo y pérdida de consciencia de escasa duración".

Sigue ingresado en la UVI a la espera de evolución
El deportista cántabro no sufre variación alguna, "a la espera de finalizar las pruebas complementarias que se han indicado para establecer un diagnóstico y que, posiblemente, concluyan mañana", según comunica el último parte médico hecho público por el centro hospitalario.


Por último, el comunicado incluye un "agradecimiento a todos por la preocupación mostrada por su estado de salud", sobre el que podrían aportarse más una vez mañana se conozcan los resultados de las pruebas médicas realizadas.

'Seve' dice sentirse "muy bien"

Por otro lado, y en su página web, el golfista cántabro señala que se encuentra "muy bien" y a la espera de los resultados de las pruebas médicas que le están realizando. Igualmente, Ballesteros da las gracias al "excepcional" equipo médico y de enfermeras y enfermeros que le están atendiendo.