Valentín Moreno, uno de los jugadores del Bada-Bing, equipo que agredió el pasado sábado a miembros del Club Atlético Rosario Central de Catalunya en un partido de la Tercera División, es el autor del crimen de la Villa Olímpica, en el que se asesinó a golpes a Carlos Javier Robredo a la salida de una discoteca a pie de playa en Barcelona en el 2000.

En 2002, Moreno Gómez fue condenado a ocho años de internamiento en un centro de menores y tres de libertad vigilada. Tiene 27 años y está cumpliendo condena en un centro abierto, en régimen similar al tercer grado, según la Generalitat.

Según recoge TV3 y el periódico El País, el nombre de Valentín constaba en la nota emitida por el Comité de Competición de la Federación Catalana de Fútbol. Dicho Comité suspendió de manera cautelar todos los partidos del Bada -Bing.