Falcao
Falcao celebra un tanto. EFE

El Atlético de Madrid, aún herido por la durísima goleada encajada el pasado sábado contra el Barcelona, retomará la Liga Europa frente al Rennes francés, al que visita en el liderato de la clasificación del grupo I y avalado por su buena trayectoria de este curso en el torneo continental.

El conjunto rojiblanco, campeón de esta competición hace menos de dos años, ha solventado sus cinco duelos europeos de esta temporada con victoria contra el Stromsgodset (2-1 y 0-2), el Vitoria de Guimaraes (2-0 y 0-4) y el Celtic de Glasgow, al que doblegó, hace dos semanas, en la primera jornada de la fase de grupos, por 2-0.

El Atleti necesita el triunfo para recuperar el crédito perdido el pasado sábado

Ese resultado le situó al frente de la clasificación de su cuarteto, igualado a puntos con el Udinese italiano y tres por encima del Rennes, su rival de este jueves en el estadio Route del Lorient, donde el conjunto galo ha ganado sus cinco choques europeos más recientes, en los que ha recibido un solo gol.

No pierde en su estadio en competición continental desde el 4 de octubre de 2007, en la primera ronda de la Copa de la UEFA de la temporada 2007-08 frente al Lokomotiv de Sofía (1-2). La seguridad en casa del Rennes será el siguiente reto para un Atlético que quiere pasar página del 5-0 del Camp Nou con un triunfo convincente.

Lo necesita el conjunto rojiblanco para recuperar el crédito perdido el pasado sábado contra el Barcelona, después de las dos brillantes victorias por 4-0 ante Racing y Sporting de Gijón, y, sobre todo, para confirmar su condición de favorito en el grupo I de la Liga Europa y dar un paso adelante hacia la siguiente ronda.

El Atlético, derrotado y sin goles a favor en sus dos últimos encuentros como visitante (1-0 en Valencia y 5-0 en Barcelona), mantendrá la política de rotaciones diseñada por Gregorio Manzano, su técnico, en este inicio de temporada, ante la inmediatez y la importancia de su siguiente choque de Liga, el próximo domingo frente al Sevilla en el estadio Vicente Calderón.

Atractivo Athletic-PSG

El Athletic Club recibe al París Saint Germain con la intención de seguir la buena línea con la que ha comenzado la fase de grupos de la liga Europa, pero con un ojo puesto en Anoeta, donde el domingo visitará a la Real Sociedad en un partido clave para su futuro inmediato en la Liga.

Para el Athletic es tranquilizador haber comenzado la fase de grupos ganando en Eslovaquia al Slovan

El choque ante la Real Sociedad, tras el que se vivirá un parón liguero, concita casi todas las atenciones del entorno del conjunto vasco, que pudiera cuestionar aún más el proyecto del técnico argentino Marcelo Bielsa si en la vecina San Sebastián encadena su peor inicio liguero de siempre.

Poco más de dos días y medio antes, "La Catedral" vivirá una de esas tardes-noches que tanto le han motivado a lo largo de la historia, un encuentro entre semana y ante unos de los grandes equipos europeos.

Lo hará ante el PSG, esta temporada reforzado por la llegada de una ingente cantidad de dinero para hacer frente, entre otros, a fichajes como el del argentino Javier Pastore, uno de los jóvenes más cotizados del momento.

Para el Athletic es tranquilizador haber comenzado la fase de grupos ganando en Eslovaquia al Slovan en la primera jornada, uniéndose en la zona alta precisamente junto al PSG, ambos con tres puntos.