Karlos Arguiñano
Karlos Arguiñano, uno de nuestros más conocidos cocineros. ARCHIVO
Al final, la aparente cabeza loca de Karlos Arguiñano ha resultado ser responsable y, tras participar el pasado viernes con su amigo Pep Vila en Les Commes, el conocido cocinero vasco ha decidido que deja de lado
sus deseos de participar en el Dakar de este año.

"Hicimos la prueba y él decidió que no se veía tantos días en la cabina", ha declarado al diario As Pep Vila, piloto del camión en que Arguiñano pensaba participar como tercer tripulante.

Me hubiera gustado (que participara conmigo) porque es una persona muy querida

La decisión es firme porque, como dice Vila, "no es un tema de estar preparado físicamente. A veces te mueve la ilusión y parece que lo puedes hacer, pero después valoras pros y contras".

El piloto no está decepcionado, aunque reconoce que "me hubiera gustado (que participara conmigo) porque es una persona muy querida y de la manera que es, era muy posible que lo hiciéramos".

Pero a Vila le queda una ilusión: "No me extrañaría verle por ahí de visita".