Los difusores triunfan entre dudas, Alonso flojea y Hamilton se tambalea en Melbourne

  • Williams y Brawn GP destacan en el primer ensayo oficial de Fórmula 1.
  • Ferrari y Renault, equipados con los KERS, aparecen en la zona baja. 
  • Hamilton confirma la crisis de McLaren con su pobre 16ª posición.
Fernando Alonso, de Renault, posa con una modelo en Melbourne (Australia).
Fernando Alonso, de Renault, posa con una modelo en Melbourne (Australia).
Peter Steffen / EFE

La Fórmula 1, que echa a rodar este fin de semana en Melbourne, y que parece recuperar a Fernando Alonso como candidato al triunfo final tras un discreto 2008 para Renault, sigue condenada a moverse entre dudas, suspicacias y controversias.

Si en otras ocasiones se han producido filtraciones, encendidos cruces de declaraciones o maniobras dudosas de los pilotos, el arranque del Mundial 2009 viene indiscutiblemente marcado por el polémico uso de los difusores en sus monoplazas por parte de Williams, Brawn y Toyota.

Esta semana ha sido especialmente intensa en ese sentido. Renault, Ferrari y Red Bull, disconformes, presentaron una protesta, alegando que el uso de este sistema incrementaría notablemente la velocidad de los pilotos. Se llegó a hablar de cinco décimas por vuelta, y desde luego el brillante nivel exhibido por la sucesora de Honda en Jerez y Montmeló durante la pretemporada presagiaron que estas suspicacias podían estar bien fundadas.

Pues bien, los comisarios declararon legales los difusores, y, un día después, el resultado de los entrenamientos libres de Australia reavivarán la polémica, ya que los coches teóricamente beneficiados han sido los más rápidos.

El alemán Nico Rosberg (Williams-Toyota) ha firmado el mejor tiempo y ha dominado los dos libres con autoridad. A una décima del alemán ha quedado Rubens Barrichello, de Brawn GP.

Jarno Trulli ha logrado situar su discutido Toyota en tercer lugar. Mark Webber, de Renault, es el primer piloto libre de sospecha que aparece en la clasificación de tiempos, con un cuarto lugar, y a más de tres décimas de Rosberg.

Fiasco de Lewis Hamilton

En el resto de corredores, destacan los discretos resultados de Alonso y  Ferrari y el fiasco de Lewis Hamilton. El bicampeón mundial no ha pasado de la duodécima posición, y ha admitido tras la carrera las dificultades y exigencias de esta primera cita mundialista.

Felipe Massa, por su parte, ha quedado décimo, y ha sido el primer piloto equipado con KERS en aparecer en el listado. Este sistema es un acumulador de energía cinética, que proporciona  una potencia extra de 80 caballos durante 6.6 segundos por vuelta. El problema es su peso, en torno a 50 kilos, que perjudica la estabilidad del monoplaza y eleva el centro de gravedad.

A tenor de los resultados, parece que los inconvenientes se han impuesto a las ventajas, ya que los coches que lo han lucido copan la zona baja. Kimi Raikkonen, compañero de Massa en Ferrari, ha sido undécimo, un puesto por delante de Alonso. Heidfeld y Kubica, 14º y 15º, no han tenido mucha suerte con sus BMW.

Y, además del penúltimo lugar de Nelsinho Piquet, compañero de Alonso en Renault, destaca la flojísima actuación de McLaren, que confirma el profundo bache que atraviesa esta escudería, reconocido por el propio Lewis Hamilton.

Kovalainen y el vigente campeón, 17º y 18º, han rodado a casi dos segundos de Rosberg, cuajando los guarismos más discretos junto a Toro Rosso, que tampoco han corrido excesiva fortuna.

Considerando que Renault, Ferrari y Red Bull tienen derecho a apelar la decisión de los comisarios de permitir los difusores en el Tribunal Internacional de Apelación de la FIA, y tras comprobar el descalabro de estos equipos en los entrenamientos libres, se prevé que, salvo milagrosa recuperación en la carrera de Alonso, Massa y compañía, los ánimos continúen caldeados y la polémica siga coleando en las proximas semanas.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento