La gripe ataca a Alemania ante su partido contra Francia

Manuel Neuer , en rueda de prensa.
Manuel Neuer , en rueda de prensa.
EFE

A pocas horas de su partido de cuartos ante Francia, la selección alemana lucha contra un serio contratiempo: la gripe.

Según informa la agencia DPA, hasta siete jugadores de la selección teutona están resfriados, reveló su técnico Joachim Löw.

Sin embargo, el entrenador le quita hierro al asunto: "Tienen una gripe leve. Por el momento no es tan grave. No quiero dramatizar".

Lo cierto es que Alemania aligera la enfermería con la vista puesta en el choque de cuartos de final del viernes en Río de Janeiro, donde espera tener a todos sus futbolistas disponibles a excepción del defensa Shkodran Mustafi, que padece un desgarro en el muslo de la pierna izquierda.

En las últimas horas, Alemania recuperó a Mats Hummels y a Bastian Schweinsteiger aunque no contó con el centrocampista Christoph Kramer, que no se entrenó por tener fiebre. El segundo entrenador germano, Andreas Koepke, no obstante, predijo que "estará en condiciones para el viernes. No es nada grave".

El central Mats Hummels ya se ha repuesto de la gripe que le impidió jugar contra Argelia el pasado lunes en el encuentro de octavos de final.

El centrocampista Bastian Schweinsteiger, que sufrió calambres fuertes y tuvo que ser sustituido en la prórroga del encuentro ante el equipo africano, también se ejercitó con normalidad. "Está totalmente recuperado", dijo Koepke.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento