Albelda
Albelda llora en la rueda de prensa. (Archivo)

Los representantes de David Albelda han hecho público que, el pasado día 3 de enero mediante un burofax, el Valencia expuso su disposición a llegar a un acuerdo amistoso para materializar la salida del futbolista, "siempre dentro de los cauces del contrato", por lo que se debería abonar la cláusula de rescisión de 60 millones de euros que posee el jugador para conformar la misma.

Los letrados consideran que la "sorprendente y extravagante" postura del Valencia CF, en la que solicitan al jugador dicha cantidad por la extinción del contrato, viene a "dar si cabe aún más la razón en la demanda formulada" en la que reclaman precisamente dicha cantidad al club, debido al abuso constante que ha sufrido Albelda frente al Valencia y tacha de mobbing dicha actitud.

Hace plantearnos la posibilidad de ampliar acciones directamente y de modo personal contra el máximo responsable

"Además, la evolución de la situación
refuerza día a día la evidencia de que estamos ante una situación de mobbing, lo que nos hace plantearnos la posibilidad de ampliar las acciones directamente y de modo personal contra el máximo responsable de todo lo que esta sucediendo que es Juan Soler", se indica en la nota.


Así, por este motivo, los abogados del futbolista valenciano consideran que por esta actuación del presidente le podrían "exigir responsabilidades personales, no sólo en el ámbito laboral, y que deba ser él quien responda y pague por todo lo que esta provocando", se añade en el comunicado.