Aficionados Olympique de Lyon
Aficionados del Olympique de Lyon en Barcelona. EFE

Los prolegómenos del partido de vuelta de octavos de Champions League entre FC Barcelona y Olympique de Lyon están siendo bastante tenso por los incidentes entre fans.

La Guardia Urbana de Barcelona ha detenido a cinco aficionados de Olympique y Barcelona, que han resultado heridos tras una pelea multitudinaria en el distrito de Sants de la capital catalana, según han confirmado a Efe fuentes policiales. La pelea ha tenido lugar hacia las 16:40 horas de este miércoles, a la altura de la Avenida Madrid y la Rambla Badal de Barcelona, en el marco de la concentración de grupos ultras. Los cinco han necesitado atención médica con heridas de diversa consideración y después pasarán a manos de los Mossos.

Paralelamente, según ha informado la Cadena SER, cinco aficionados del conjunto francés han sido atacados, sin que se conozca a los autores de la agresión.

Uno de los afectados tiene una herida sangrante en la cabeza y ha sido evacuado a un hospital, mientras que los otros cuatro han sido atendidos por los efectos de gas pimienta. El incidente se ha producido en la parte alta de Barcelona, donde más de un centenar de radicales del conjunto de Lyon han fijado su punto de encuentro antes de dirigirse al Camp Nou.

Ya en las jornadas previas se estuvo calentando el ambiente, ya que el grupo ultra 'Bad Gones' había anunciado su intención de concentrarse en la Plaça d'Osca. Sin embargo, una veintena de personas con una pancarta y la inscripción: "Sants antifeixista (Sants antifascista). Tout le monde deteste les fascistes (Todo el mundo detesta a los fascistas)" han hecho variar los planes de los radicales franceses.

Los Mossos d'Esquadra tienen muy vigilados tanto a estos grupos galos como a los Boixos Nois barcelonistas, que ya estuvieron presentes en el partido de ida., y de hecho un hincha del equipo francés ha sido detenido por romper la ceja a un mosso en la previa del encuentro.