Al propietario del Chelsea, el multimillonario ucraniano Roman Abramovich, se le ha metido entre ceja y ceja que David Villa sea la próxima temporada jugador del equipo inglés.

Según afirmó ayer el diario británico The Sun, Abramovich estaría dispuesto a pagar 45 millones de libras (unos 67,5 millones de euros) al Valencia por hacerse con los servicios del delantero asturiano de 25 años. De concretarse la operación, Villa, que tiene una cláusula de rescisión de 150 millones y contrato con el club de Mestalla hasta 2013, se convertiría en el traspaso más caro pagado hasta fecha por Abramovich, que el pasado verano desembolsó 45 millones de euros por la contratación de Shevchenko.

La entidad que preside Juan Bautista Soler  ya rechazó una oferta de los ingleses el pasado mes de enero de 36 millones de euros.  En 2005, el Valencia pagó al Zaragoza 12 millones de euros por su traspaso. Hasta el momento, el asturiano lleva esta temporada trece goles en Liga y cinco en Champions.