Benzema y Kroos salvan un duro partido en San Mamés para seguir la estela del Barça

Athletic Club- Real Madrid.
Athletic Club- Real Madrid.
EFE

El Real Madrid logró una victoria de gran valor en el siempre complicado San Mamés en un partido jugado de poder a poder en el que el conjunto bilbaíno le puso las cosas muy difíciles a los blancos. Karim Benzema marcó en la primera parte y Toni Kroos, que había sido suplente, sentenció a poco del final.

La intensidad inicial de los vascos no le dio un respiro a los madridistas, con dificultades para superar la presión local y salir con el balón jugado. El primer remate con cierto peligro fue de Benzema, pero fue un espejismo, los mejores acercamientos fueron del Athletic. Un remate de Paredes se encontró con una gran mano de Courtois, mientras que Nico mostró su clase en una jugada con caño a Camavinga que acabó en un disparo ligeramente desviado.

Aguantaba como podía el Madrid, con Camavinga multiplicándose y Ceballos –la novedad en el once– tratando de hacerse con el partido. Y entonces llegó el zarpazo blanco, fruto del talento de Benzema. Un balón perdido en el área bilbaína lo remató de primeras el galo para, con la zurda, abrir el marcador con un remate de una gran dificultad.

El Athletic, sin saber cómo, se veía por detrás en el marcador. Y tras el descanso, más presión, mucha intensidad, pero escaso acierto. Nico Williams tuvo varias, pero cada remate fue más impreciso que el anterior. Al genial jugador vasco todavía le falta un punto de precisión.

Mientras, los de Ancelotti aguantaban con un Militao excelso y un Nacho muy serio, y las tenía para sentenciar. El defensa español la tuvo en un remate en el área, mientras que una gran jugada entre Valverde y Benzema le dejó el gol en bandeja a Asensio, pero el balear cruzó en exceso en su remate con la derecha.

El Athletic encajonó a su rival, lanzando un córner tras otro, metiendo en su área a un Real Madrid que supo sufrir y hacer valer su solidez en defensa. Tuvo el empate en su mano el Athletic cuando Iñaki Williams acertó a marcar, pero un fuera de juego posicional de uno de sus compañeros hizo que el colegiado anulara el tanto.

Y con los vascos volcados, llegó la sentencia. Rodrygo hizo una gran jugada y Kroos acarició el balón para sentenciar el encuentro.

Placeholder mam module
Athletic de Bilbao- Real Madrid, en directo: última hora de la jornada 18 de LaLiga
Mostrar comentarios

Códigos Descuento