El barcelonismo se desencanta: el Camp Nou registra su peor asistencia en los últimos 20 años

Camp Nou
Camp Nou
AFP7 vía Europa Press

El FC Barcelona sigue sin levantar cabeza en esta fatídica 'era post-Messi' en la que el equipo sigue sin carburar. La mala racha de resultados ya le ha costado el puesto a Koeman, pero la marcha del neerlandés no ha logrado tampoco ni cambiar el rumbo del equipo... ni la ilusión de los aficionados. Y es que los números de asistencia preocupan cada vez más en el Camp Nou.

El templo azulrgana registró el pasado sábado contra el Alavés su peor asistencia desde hace 20 años (sin contar restricciones por la pandemia), con apenas 37.278 aficionados animando a los azulgranas, en un estadio con capacidad para 98.000. No se veían números tan bajos desde el 20 de noviembre del año 2001 cuando en un Barça-Valladolid se reunieron unos 30.000 seguidores en las gradas.

Sin embargo, esta no es ninguna sorpresa si se analizan los otros números que ha tenido el Estadi esta temporada. La vuelta de la Champions sin limitaciones de público contra el Dinamo de Kiev tan solo reunió a 45.968 seguidores y un partido contra todo un Valencia tampoco convenció a más de 47.317, sin alcanzar la mitad del aforo en ninguno de los dos casos.

Pese a que el Clásico ofreció, de lejos, la mejor asistencia de la temporada con 86.422 espectadores, esta también es preocupante. Hasta 1997 hay que remontarse para encontrar cifras menores en un partido de Supercopa, mientras que para uno de liga, la friolera de 33 años, hasta 1988. De hecho, en competición doméstica no se había bajado de los 90.000 aficionados en un Barça-Madrid en lo que va de siglo XXI.

Las crisis se pagan en taquilla

La última gran crisis deportiva que tuvo el club azulgrana también se pagó en las taquillas. En el último partido de la etapa de Rijkaard y Ronaldinho, la afición mostró su descontento desolando un Camp Nou al que solo acudieron 39.298 personas para ver cómo el Mallorca remontaba un 2-0 en contra. Casualidad o no, este y los dos últimos partidos con una asistencia tan baja (Alavés y Valladolid) venían precedidos de una derrota contra el Real Madrid.

La asistencia contra el Alavés es solo comparable a las primeras rondas de Copa del Rey contra equipos de divisiones inferiores, y ni siquiera a todas, ya que 76.738 espectadores se reunieron para un Barça-Cultural Leonesa en 2018. Entre las peores entradas de los últimos años destacan los 43.216 del Barça-Levante de Copa del Rey de enero de 2020 o contra el Sporting de Lisboa en la Champions de la 18/19 con 48.336 personas. 

Mostrar comentarios

Códigos Descuento