Mireia Belmonte se queda a las puertas de la medalla en el 400m estilos

Mireia Belmonte en su primera final en Tokio.
Mireia Belmonte en su primera final en Tokio.
EFE

Mireia Belmonte se quedó a las puertas de la medalla de bronce en la final de 400m estilos de los Juegos Olímpicos de Tokio. La nadadora española quedó en cuarta posición por detrás de la japonesa Ohashi y las estadounidenses Weyant y Flickinger.

La catalana protagonizó una espectacular remontada en las últimas dos postas desde su calle 6, que culmina una meritoria actuación a la que Belmonte llegaba tras un año marcado por las lesiones.

Mireia, que firmó un tiempo de 4:35.13 minutos, se quedó a sólo 23 centésimas de la medalla de bronce, que fue para la estadounidense Hali Flickinger con una marca de 4:34.90. 

Belmonte fue quinta y sexta durante los 350 primeros metros de la prueba, pero apretó en el último largo y a punto estuvo de subirse a un nuevo podio olímpico, como ya hizo por partida doble en Londres 2012 y Río 2016.

Ni siquiera le sirvió superar a su gran rival histórica de los últimos años y plusmarquista mundial, la húngara Katinka Hosszu, que solo pudo ser quinta, en una prueba dominada en casi todo momento por Yui Ohashi, nueva campeona olímpica con un tiempo de 4:32.08.

En declaraciones a la Cadena Cope al término de la final, aseguraba que por su "carácter competitivo" no podía estar contenta, pero le otorgaba mérito a su actuación de raza, precisamente por lo complicado de sus últimos meses.

No será la única oportunidad de la nadadora para triunfar en sus cuartos Juegos Olímpicos: aún tiene por delante las pruebas de 800m y 1500m libres. 

Mostrar comentarios

Códigos Descuento