¿Puede el Real Madrid fichar a Messi? ¿Imposible o sólo improbable?

Messi, durante el Real Madrid - Barcelona
Messi, durante un Real Madrid - Barcelona
EFE

Lo que parecía impensable hace no tanto ahora se ha convertido en una realidad: Leo Messi ya no es jugador del FC Barcelona. A día 1 de julio de 2021, la mayor leyenda que ha vestido la elástica azulgrana ya no forma parte de su plantilla, aunque Joan Laporta sigue trabajando en ello.

La obligatoriedad del Barcelona en 'refichar' a Messi (si quiere mantenerle en sus filas) ha abierto una posibilidad inédita: no sólo el conjunto culé puede hacerlo, sino cualquiera. Incluido el Real Madrid. Florentino Pérez ya sabe lo que es levantarle un capitán al Barça, si bien la figura de Luis Figo no se acerca en cuanto a trascendencia a la de Messi, ni de lejos.

¿Debe Messi volver a fichar por el Barça?

El sueldo de Messi 'impide' al Barça inscribirle

Está claro que la idea es más remota de lo que a muchos les gustaría, pero cualquier equipo soñaría con tener a Messi. Incluido el Real Madrid, por supuesto. La relevancia futbolística, mediática y comercial de semejante operación opacarían en parte la posibilidad de incorporar a Mbappé, aunque el francés es claramente el 'galáctico' del futuro.

Uno de los principales problemas por los que Messi no ha renovado con el Barcelona es su sueldo. La ficha del argentino es tan alta que ahora mismo Laporta se encuentra haciendo ingenieria financiera para intentar cuadrar los números. Messi ha cobrado la friolera de 555 millones de euros brutos en los últimos cuatro años (algo más de 138 por temporada, a los que hay que restar impuestos), pero los ingresos han caído de tal manera que ahora mismo el límite salarial del club blaugrana se ha reducido drásticamente: de los 656,43 millones que destinó la temporada pasada a sólo 347,08 millones, casi un 47% menos.

El problema es tan serio que, ahora mismo, el Barça no puede inscribir a Messi en LaLiga. Lo admitía el propio Laporta a José Ramón de la Morena: el 'fair play' financiero les tiene bloqueados. Deshacerse de jugadores que no entran en los planes de Koeman (Jean-Claire Todibo, Konrad de la Fuente y Matheus Fernandes ya están fuera, pero aún 'sobran' Pjanic, Umtiti, Coutinho...) es el primer paso, pero aún no cuadran las cuentas.

Además del sueldo, hay otro factor clave: Hacienda. Los problemas que ha tenido Messi con el fisco español son de tal calado que no quiere que su último contrato vistiendo la zamarra blaugrana (dos años, más lo que negocien como embajador) esté en el foco de los inspectores. Conseguir encajar las obligaciones fiscales, el sueldo deseado y garantizar además que lo va a recibir es lo que tiene que conseguir Laporta ahora mismo.

¿Y el Madrid?

Las sustanciosas bajadas de sueldo de los jugadores del Real Madrid lograron el efecto deseado, y el club blanco fue uno de los pocos que vio cómo su límite salarial subía ligeramente: desde los 468,5 millones a los 473. Eso son casi 100 más que el Barcelona.

Ahora que no tienen que pagar los casi 12 que cobraba Sergio Ramos, pero sí los de David Alaba, de querer fichar a Messi tendrían que deshacerse también de altas fichas, algo que parece harto improbable. Eso no significa que, si quisiera forzar para incorporar al argentino, podría haberlo, pero una de las obsesiones de Pérez es cuadrar bien las cuentas: no quiere verse en la situación tan acuciante del Barcelona.

Además, Messi no está dispuesto a irse al eterno rival. Su comunión con la entidad culé es tal que de irse a otro equipo, no sería nunca al Real Madrid. Al menos eso ha dicho en público y en privado, algo por lo que Florentino tampoco va a hacer ni amago de tantearle. Ahora bien: muchos madridistas, solo por ver que la posibilidad existe, se relamen de pensar la que se formaría.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento