El proyecto de Ronaldo en el Valladolid se tambalea: "Compré el club con dinero de mi bolsillo, no hay inversión externa"

El presidente del Real Valladolid, Ronaldo Nazario, en la rueda de prensa.
El presidente del Real Valladolid, Ronaldo Nazario, en la rueda de prensa.
EUROPA PRESS

Ronaldo Nazario puede ver cómo uno de sus últimos proyectos, el que le ha centrado toda su vida en estos años, fracasa estrepitosamente. Este sábado se juega la permanencia en Primera, y para ello necesita ganar al Atlético de Madrid (que puede proclamarse campeón de Liga) y que no lo hagan sus rivales.

De descender a Segunda, se consumará así una de las derrotas empresariales más fuertes de su carrera. Ronaldo ya está recibiendo furibundas críticas por parte de la afición, especialmente por su actitud en los últimos partidos, en los que directamente desapareció. Las fotos en Formentera pasando unos días no ha sido la imagen que los fans pucelanos esperaban de su presidente cuando está tanto en juego.

De hecho, las peñas del Valladolid han pedido una reunión con él para exigirle explicaciones:

"A través de este escrito, solicitamos una reunión informativa entre los Presidentes de las Peñas y Ronaldo Nazario de Lima, el actual Presidente del Club y máximo responsable del futuro más cercano de nuestro equipo. Nuestra intención es la de mostrar nuestro malestar ante lo que creemos que ha sido una completa dejadez a la hora de tomar decisiones que correspondían al ámbito deportivo durante esta temporada, teniendo como consecuencia, el inminente descenso del equipo. 

También lamentamos el hermetismo y la falta de comunicación del Club, y en especial de su Presidente, con respecto a quienes somos el pilar de este club: su masa social (Abonados, Peñas y Aficionados). De esta manera, creemos que llegado a este punto, se debe de dar las explicaciones necesarias acerca del futuro más inmediato del Club y así conocer cuáles son tanto las intenciones de su máximo mandatario como la planificación económica y deportiva a corto plazo. Todo ello basado en el objetivo de poder devolver a un club histórico como el nuestro al lugar que merece, la Primera División".

Ronaldo se ha tomado la presidencia del Valladolid como un sueño muy personal, pero no es sorprendente para muchos de los que le han conocido. De ser una leyenda sobre el campo a convertirse en un dirigente que se codea con su buen amigo Florentino Pérez (que le ha ayudado desde fuera), es un paso natural para muchos de sus amigos.

De este cambio radical en su vida trata 'Ronaldo: El Presidente', una serie documental que ha estrenado DAZN dentro de sus producciones 'DAZN Originals', que cuenta con 6 episodios. En ella, repasan la carrera de 'O Fenómeno', sin esquivar los asuntos polémicos como la vinculación de varios jugadores de su club en el 'caso Oikos'.

Pese a las críticas, Ronaldo se juega mucho de su bolsillo. "Yo compré el club con dinero de mi bolsillo, no hay ninguna inversión externa, no hay ningún fondo de inversión, no tengo socios. Es un proyecto mío y me encanta que sea así", explica en el primer capítulo de la serie. El sueño de verse en el trono de un club ya se veía venir. "Dentro de la selección brasileña ya le llamábamos 'Presidente'. Ya había esa broma, por ser la persona que es, por su importancia. Ronaldo lo vivió todo dentro de un club", apunta Dida.

El valor de atreverse a cambiar de lado en un club de fútbol es algo que sólo pueden hacer unos elegidos. Pep Guardiola, que fue compañero de Ronaldo en el Barcelona, entiende los motivos. "Toda esta gente que son tan buenos en el fútbol es porque son muy inteligentes, son muy intuitivos. Esta gente tiene algo de especial, que les hace ver cosas que los demás no vemos, y es bueno que gente de este calibre, empática, y que han sido tan importantes para el fútbol sigan ligados a él", opina el entrenador del Manchester City.

"Dormí más con Ronaldo que con mi propia mujer. He hecho de todo con Ronaldo. Con límites y sin límites"

De su época como futbolista, uno de los que mejor le entendieron (con sus virtudes y sus defectos) fue su buen amigo Roberto Carlos. Llegaron a ser casi hermanos, cómplices para toda la vida en lo que podía salir a la luz... y lo que no. "Todo lo que hace Ronaldo, lo hace bien", asegura el exlateral, antes de hacer algunas confesiones. "Dormí más con Ronaldo que con mi propia mujer. He hecho de todo con Ronaldo. Con límites y sin límites. Pero lo hemos hecho todo. Desde el 1993, él ha sido mi hermano", recuerda con cariño.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento