El piloto reserva de Alpine aparece en Imola y saltan las alarmas por un posible contagio de Alonso u Ocon

Fernando Alonso, en Imola
Fernando Alonso, en Imola
XPB / James Moy Photography Ltd.

El papel del piloto reserva en una escudería de Fórmula 1 no había sido importante hasta 2020. Los equipos se han visto obligados a contar con corredores de una calidad media-alta para poder sustituir a uno de los titulares ante la eventualidad de que se pierdan alguna carrera, como ocurrió el año pasado, por un contagio de coronavirus.

Nico Hülkenberg se tuvo que vestir con los colores de Racing Point (hoy Aston Martin) para sustituir 'in extremis' a Sergio Pérez y Lance Stroll en tres Grandes Premios, mientras que George Russell tuvo que dejar su puesto en Williams a Jack Aitken para subirse al Mercedes de Lewis Hamilton.

Las dudas sobre las vacunas han hecho que varios equipos cuenten con pilotos relativamente buenos para esa labor de reserva, y Alpine fichó a Daniil Kvyat. El ruso, defenestrado de AlphaTauri y fuera de la F1, ocupa desde este año la posición de tercer piloto y se subirá al A521 si Ocon o Alonso no pueden correr alguna carrera.

Con estos datos y la rápida velocidad con la que corren los bulos en las redes sociales, sólo hacía falta añadir un ingrediente para que el rumor se extendiese por el paddock del Autodromo Enzo e Dino Ferrari como la pólvora: Kvyat compartió en sus redes una foto en Imola. 

Muchos vieron en esta foto una causa-consecuencia: si el reserva estaba en Imola, eso tenía que significar que o bien Fernando Alonso o bien Esteban Ocon habían dado positivo en coronavirus.

Story de Kvyat en instagram desde Imola
Story de Kvyat en instagram desde Imola
IG @danydk1

Nada más lejos de la realidad. Fernando Alonso y Esteban Ocon han dado negativo en los test de coronavirus (ni confirman ni desmienten que hayan recibido la vacuna que ofreció el gobierno bahreiní a los pilotos) preceptivos antes de acudir a cada Gran Premio y han cumplido con los protocolos previsto por la Fórmula 1 con total normalidad.

Kvyat no estuvo en Bahréin, primera cita del campeonato, y tampoco ha visitado recientemente las instalaciones de Alpine en Enstone, la sede, por lo que aprovechó el GP de Emilia Romaña de este fin de semana para ir a hacerse el asiento en caso de que le llamen para sustituir a uno de los titulares. Las restricciones de los vuelos desde Italia, donde reside, están detrás de este distanciamiento con su equipo.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento