La última excentricidad de Kyrie Irving: hace 'brujería' antes del partido contra los Boston Celtics

  • Kyrie Irving dejó los Boston Celtics en 2019 y no había regresado a esa cancha desde entonces.
Kyrie Irving lleva a cabo un ritual Sioux antes de su partido en Boston.
Kyrie Irving lleva a cabo un ritual Sioux antes de su partido en Boston.
Twitter

Kyrie Irving no para de sorprendernos. El base de los Brooklyn Nets regresó al TD Garden de Boston por primera vez desde que dejase los Celtics y se encargó de que todo estuviese en orden para su retorno ahuyentando los malos espíritus de la cancha de los del trébol.

Cuando Kyrie Irving se marchó de los Boston Celtics en 2019, no lo hizo precisamente como hubiera gustado a mucha gente. Primero anunció que seguiría en el equipo, después estuvo ausente por lesión, dejó de ser el líder de vestuario que se le suponía y terminó fichando por los Nets. Para colmo, cuando el conjunto de Brooklyn tuvo que cumplir con sus compromisos en Boston, el base no viajó con el equipo.

En su primera visita a ‘tierra hostil’ (sin público), el jugador se encargó de que no hubiese agentes externos que condicionasen su actuación. Antes del encuentro correspondiente a la pretemporada NBA, Kyrie purificó el aire del pabellón mediante un ritual consistente en quemar salvia, propio de la tribu Standing Rock Sioux de la que su madre tiene raíces y a la que él pertenece desde 2018. La intención de dicho ritual no es otra que la de alejar los problemas y malos pensamientos que pueda haber en el entorno. Algo bastante curioso cuando momentos antes del salto inicial estuvo hablando y abrazándose con sus ex compañeros de los Celtics en buen tono y armonía…

"Es algo que proviene de muchas tribus nativas", comentó Irving a los medios. "Es para limpiar la energía y asegurar que todos estemos equilibrados. No es nada que no haga en casa. Ya lo hice en el último partido y pienso hacerlo en todos si el equipo contrario me da su permiso. Es para que estemos conectados y que nos sintamos bien al ir a trabajar. Es parte de mi cultura nativa".

Desde luego que a tenor de los resultados, la ‘brujería’ de Irving funcionó. Los Nets ganaron 113-89 y Kyrie terminó con 17 puntos, 7 rebotes y 5 asistencias en 28 minutos sobre el parqué. Normal que su compañero Kevin Durant se permitiese la licencia de bromear con lo ocurrido. "Es lo suyo. Seguro que lo hace [el mismo ritual] en casa antes de jugar al 2K. Nos da buena energía cuando lo hace en el vestuario. Es lo suyo y todos lo respetamos".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento