Los tres escenarios que baraja el COI para el aplazamiento de los Juegos Olímpicos de Tokio

  • El Comité Olímpico Internacional anunció que en las próximas cuatro semanas decidirá el futuro definitivo de los Juegos de Tokio.
  • A día de hoy, se barajan tres escenarios distintos, en tres años, para disputar la cita olímpica.
Los Aros Olímpicos, en Tokio, junto a una mujer con mascarilla.
Los Aros Olímpicos, en Tokio, junto a una mujer con mascarilla.
EFE
Los Aros Olímpicos, en Tokio, junto a una mujer con mascarilla.
EFE

El Comité Olímpico Internacional ha dejado a los Juegos Olímpicos de Tokio al borde del abismo. El máximo organismo olímpico ha anunciado que las próximas cuatro semanas serán claves en la decisión del aplazamiento de los Juegos y será durante este periodo en el que anuncien la nueva fecha. A día de hoy, la cancelación de estos está descartada y desde Suiza ya barajan tres escenarios distintos.

En los Paralímpicos o en octubre de 2020

El primer plan que baraja el COI es retrasar un mes los Juegos a la fecha indicada para los paralímpicos, del 25 de agosto al 6 de septiembre. Sin embargo, esta es una alternativa de mucho riesgo por el poco margen que tendría la organización para prevenir según el desarrollo del coronavirus, además de no dar un gran tiempo a los deportistas para tener una correcta preparación.

La otra opción que analizan desde el Comité es aplazarlos a octubre, al igual que ocurrió en 1964. En este caso, la problemática mayor radica en que para ese entonces ya deberá de haber empezado la temporada de fútbol o baloncesto. También en lo económico, principalmente con la NBC, que pagó 4.500 millones por los derechos del ciclo de 2014 a 2020 y 6.500 entre 2021 y 2032.

Retrasarlo un año y celebrarlo en 2021

Sería la primera vez en la historia que no se respeta el ciclo olímpico de cuatro años. Las tres veces que no se han disputado los JJ OO en el año que le correspondían, terminaron cancelándose definitivamente. Si finalmente se celebrasen en 2021, además de marcar un antes y un después en la historia olímpica, trastocaría otras competiciones a gran escala. Principalmente, chocaría con el Mundial de atletismo y el de natación, pero a priori, las federaciones no tendrían problema en modificar el torneo por el bien de los Juegos, una competición que les da mucha más visibilidad a sus deportes.

Aprovechar el verano de 2022

Con el Mundial de fútbol disputándose en invierno de 2022, el verano de ese año estará libre para cualquier competición deportiva de peso. Pese a que probablemente sería la mejor opción en cuanto a calendario, perjudicaría a los deportistas... y a París 2024. En cuanto a los participantes, muchos de ellos se quedarán sin poder participar por su edad y otros tantos podrían descartar su participación, teniendo que encarar otro ciclo de entrenamiento olímpico extra de dos años, afectando también a cómo estos encaran los Juegos de 2024.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento