Antoine Griezmann: el arte de tener entrenamiento a las 18h y llegar al Clásico del Palau

Antoine Griezmann, durante un partido del Barcelona.
Antoine Griezmann, durante un partido del Barcelona.
EFE

El delantero del FC Barcelona, Antoine Griezmann, ha sido el aficionado más destacado en las gradas del Palau en la victoria de los azulgranas contra el Real Madrid. Sin embargo, es de apuntar que las circunstancias en las que consiguió llegar al partido son muy curiosas, ya que el francés tenía cierto compromiso a la hora del partido.

Y náda más y nada menos, que un entrenamiento con el equipo, una cita imposible de eludir, sobretodo después de que esta fuese la vuelta de los jugadores al trabajo después del parón navideño. El Barça convocaba una sesión doble de trabajo para este 29 de diciembre, una a las once de la mañana y otra a las seis de la tarde, media hora antes que el Clásico entre el FC Barcelona y Real Madrid de baloncesto.

Finalmente, Griezmann pudo cumplir con las dos y apareció por sorpresa en el descanso ante la ovación del Palau a una de las estrellas de su club. El francés pudo ver la exhibición de Mirotic ante su exequipo, vistiendo la camiseta con el '33' del hispano-montenegrino. Sin embargo, sí que se perdió el primer cuarto en el que el Barcelona neutralizó al Real Madrid, que solamente consiguió anotar cinco puntos. 

Los de Pesic tuvieron un partido muy completo contra sus máximos rivales, anulándoles tanto en faceta defensiva, pero sobretodo en ofensiva. De esta manera, les empatan en lo alto de la clasificación de la ACB con 12 victorias y 3 derrotas.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento