Sin birras en las playas

Los amantes de la cerveza fresquita con alcohol (la buena, vamos) deben aprovechar este verano en las playas de Valencia, ya que a partir de 2010 estará prohibido tanto la venta como el consumo. Quien se arriesgue a beber una birra junto al mar se expondrá a una multa de hasta 12.000 euros.

La iniciativa promovida por la concejal de Sanidad, Lourdes Bernal, ha provocado, en general, un gran rechazo entre los internautas de www.20minutos.es . Sin embargo, la medida se debe apoyar por coherencia: si el Ayuntamiento prohíbe hacer botellón en el paseo marítimo, es contradictorio que permita que los garitos que están dentro de las playas, con licencia municipal,vendan alcohol.

También porque ha habido casos de gente que se ha ahogado en el mar debido a que iban pasados de bebida, ya fuera comprada en chiringuitos o guardada en neveritas domingueras. Las medidas de la Administración contra el tabaco y el alcohol en espacios públicos generan siempre rechazo en España, pero nos acercan a la Europa más sana y racional.

CONSULTA AQUÍ MÁS NOTICIAS DE VALENCIA