Primavera en Las Rozas

Hace algún tiempo les hablé de un proyecto impulsado por mis amigos del Ayuntamiento de Las Rozas de Puerto Real (ojo, éstos son del PP, así que los insultos, esta vez, que vengan del otro bando por favor).

Se trata de un centro de día para los ancianos de la zona y una residencia que, cuando esté acabada, traerá puestos de trabajo y algo de savia nueva a esta preciosa esquina del suroeste de Madrid donde nace el río Tiétar y arranca Gredos. Les ha costado sudor y esfuerzos, pero el centro por fin está inaugurado.

También han puesto la simbólica primera piedra de la residencia. Si ideas como éstas sirven para evitar ladrillazos y especulación, enhorabuena y que sean muy bienvenidas. Y, por cierto, si no saben qué hacer con su familia estos días de tradicional borrasca de Semana Santa, les doy una pequeña información: la primavera aquí por Las Rozas viene espectacular; los rebollos están empezando a brotar, todavía quedan cerezos en flor y hay un verde por todas partes que le reconcilia a uno con estos chaparrones pascuales. De hecho, la foto iba a ser de la residencia, pero no me resisto a mandarle este arrebato bucólico. Viva la vida.