Logo del sitio

'The Umbrella Academy' 3T: la locura y el humor continúan en la temporada con más poso de la serie de Netflix

Los hermanos Hargreeves maduran sus personajes disfuncionales al mismo tiempo que deben salvar al mundo (sí, otra vez) del Apocalipsis.
The Umbrella Academy
The Umbrella Academy
Cinemanía

[Este artículo contiene SPOILERS de los primeros ocho capítulos de 'The Umbrella Academy' 3T]

El pasado 22 de junio Netflix estrenaba la tercera temporada de The Umbrella Academy después de dos años de espera, pandemia mediante. 10 nuevos episodios recién salidos del horno donde Luther (Tom Hooper), Allison (Emmy Raver-Lampman), Klaus (Robert Sheehan), Cinco (Aidan Gallagher), Diego (David Castañeda) y Viktor (Elliot Page) tendrán que hacer frente a nuevas amenazas en una línea temporal desconocida.

En esta nueva entrega, y como ya pasara con ficciones como Juego de tronos, la trama de la serie se adelanta a la de los cómics de Gerard Way y Gabriel Ba y no está basada en ninguna narrativa previa. La serie repite por tercera vez la amenaza de un nuevo Apocalipsis mundial, pero profundiza en la forma de abordarla y en los conflictos de sus personajes, que crecen y maduran. Todo ello, como siempre, cargado de momentos hilarantes y alocados.

¿Has visto ya la nueva temporada de la academia de superhéroes? ¿Te ha gustado más que las anteriores? Nosotros te contamos lo que nos ha parecido antes de llegar a los dos episodios finales (que sin duda darán varios giros y vueltas de tuerca al argumento, como bien nos tiene acostumbrados la serie).

La novedad vs. la repetición

El final de la segunda temporada de The Umbrella Academy nos dejó con ganas de más y sobre todo con ansias de conocer a esos nuevos superhéroes y “hermanastros”, los miembros de la Academia Sparrow. Efectivamente, la novedad a priori es muy entretenida: Marcus (Justin Cornwell), el nuevo (e insoportable) Ben (Justin H. Min), Fei (Britne Oldford), Alphonso (Jake Epstein), Sloane (Génesis Rodríguez), Jayme (Cazzie David) y Christopher. 

Academia Sparrow
Academia Sparrow
Cinemanía

Son carismáticos, poderosos e interesantes y protagonizan algunas escenas inolvidables de la temporada, pero se echa de menos que se profundice en sus personajes o saber mínimamente más sobre ellos. Es una pena que la mayoría “desaparezca” demasiado pronto.

Los nuevos episodios también nos traen nuevos tándems que protagonizan momentos muy divertidos: Cinco y Lila (Ritu Arya) y su relación amor-odio, Klaus y la nueva versión de su padre Reginald (Colm Feore) o Diego descubriendo su paternidad con Stanley (Javon Walton) son algunos de ellos. Mención especial a este último actor, el joven Walton, que nos regala una interpretación exquisita y un personaje tan cautivador como su icónico Ashtray en Euphoria.

Sin embargo, la trama central de la temporada se repite y vuelve a versar sobre lo mismo que las dos anteriores: un nuevo Apocalipsis que se acerca y el salto a una nueva línea temporal. Es verdad que los guionistas han sido muy valientes respecto a este tema y que algunos de los elementos siguen funcionando pero la verdad que ya empieza a ser cansino tanto rodeo al Fin del Mundo, tanto viaje temporal, tanto maletín y tanta visita a la Comisión. Ojalá que, si se confirma una cuarta temporada de The Umbrella Academy, la serie nos sorprenda respecto al argumento en este sentido.

The Umbrella Academy
The Umbrella Academy
Cinemanía

La evolución de los Hargreeves

Si algo caracteriza a la tercera temporada de The Umbrella Academy es la evolución y madurez que sufren algunos de sus personajes protagonistas. Destaca el descenso a los infiernos y la oscuridad que inunda al personaje de Allison, que llega a protagonizar escenas realmente crueles con Viktor o incluso asesinar al Harlam adulto (cuando posiblemente nadie se esperaba que pudiera llegar tan lejos). La serie se toma su tiempo para construir este cambio, y Raver-Lampman está estupenda, pero aun así resulta un poco difícil de creer que su personaje rebose ciertos límites.

Digno de mención es también el cambio que vive Viktor (antes Vanya), que refleja con delicadeza y belleza el sufrido por el mismo Elliot Page. Resulta inspirador cómo los hermanos lo aceptan e integran con rapidez y ligereza y cómo protagonizan varios momentos conmovedores, como el de Luther pidiéndole a Viktor que sea el padrino de su boda.

Elliot Page en 'The Umbrella Academy'
Elliot Page en 'The Umbrella Academy'
Cinemanía

Esta temporada también dedica más minutos a Klaus y a su profundización en el descubrimiento de sus poderes. Resulta que no sabíamos que el “borracho espiritual” de los Hargreeves es inmortal, un poder que ayuda a desarrollar nada más y nada menos que con su padre, un excéntrico Reginald que en esta versión intenta relacionarse torpemente con sus hijos pese a su fría personalidad.

El humor por encima de todo

La tercera temporada de The Umbrella Academy sigue destacando en lo mismo que las dos anteriores: su humor y su locura adictiva. Diálogos rápidos, silencios incómodos, zascas varios y situaciones límite dotan a los capítulos de dinamismo, ritmo y encanto, y muchas veces las secuencias pueden dejar al espectador con la boca abierta, como el momento del primer capítulo en el que Diego tiene una visión de una batalla de baile entre los Umbrella y los Sparrows o el karaoke en una despedida de soltero en el Fin del Mundo.

La narrativa nos recuerda irremediablemente a los cómics en los que está basada por las diversas luchas, explosiones, golpes y situaciones difíciles que se resuelven en un abrir y cerrar de ojos al más puro estilo Mortadelo y Filemón. No obstante, este tono juega en contra de su verosimilitud, pues todo tipo de heridas se curan demasiado rápido: Luther y Sloane casándose a los cinco días de conocerse (¿y dónde quedó ese amor tan longevo entre Luther y Allison?) o Viktor pidiendo perdón a Allison horas después de que esta mate a su amigo son solo algunos ejemplos.

The Umbrella Academy
The Umbrella Academy
Cinemanía

Además, es verdad que las escenas de combate podrían estar mejor realizadas y lo mismo ocurre con sus efectos especiales, pero la tercera temporada de The Umbrella Academy, pese a no ser tan sorpresiva e ingeniosa como las dos primeras, sigue manteniendo su esencia y dota a la ficción de un mayor poso y madurez. Una banda sonora bien elegida y un siempre acertado casting hacen el resto.

Ya encaminados a los dos episodios finales, solo nos queda prepararnos para el gigante giro de guion que seguro los guionistas le dan a la trama: ¿se dejarán morir todos en el Apocalipsis como Cinco recomendó? ¿Qué es de verdad ese hotel Olvido paralelo al hotel Obsidiana? ¿Con quién estaba haciendo tratos Reginald en la habitación? Solo dos capítulos más y tendremos la respuesta. Hasta entonces, disfruten de la divertida y gamberra tercera temporada de The Umbrella Academy. ¡Ya en Netflix!

Mostrar comentarios

Códigos Descuento