Cinco cosas que tal vez no sabías de 'Ragnarok' de Netflix

La segunda temporada concluía con una advertencia sobre la gran batalla final entre los dioses y los gigantes nórdicos.
'Ragnarok'
'Ragnarok'
Cinemanía

Los truenos resuenan más altos que nunca en Netflix. La segunda temporada de la serie noruega Ragnarok ha vuelto a atrapar a los espectadores de la plataforma, quienes siguen con muchas atención las tramas de los dioses nórdicos y la crítica hacia las empresas por el cambio climático. La ficción se ha convertido en uno de los mejores reflejos de una sociedad joven y comprometida, con un gran gusto por los personajes popularizados estos años en la pantalla por Marvel. Sin embargo, entre la Casa de las Ideas y la serie hay muchas grandes diferencias que han provocado que la serie sea un éxito.

Edda es una ciudad ficticia

Estamos acostumbrados a ver a Thor y Loki entre saltos dimensionales, desventuras interplanetarias y muchas florituras, algo que en Ragnarok es totalmente lo contrario. La sobriedad prima totalmente en unos acontecimientos ocurridos en la localidad noruega de Edda, un emplazamiento ficticio. Sin embargo, la cosa no cambia demasiado en la realidad. La ciudad que alberga las grabaciones también se encuentra en Noruega y se llama en realidad Odda. 

Con unos 6.000 habitantes, el lugar se encuentra entre Stavanger y Bergen, puntos clave en los viajes por los Fiordos. Además, en este lugar se puede visitar la formación rocosa Trolltunga (lengua de troll), donde según la mitología nórdica habitan seres que se alimentan de piedras y salen por las noches a secuestrar a las damas más bellas. Pero nunca podrás verlos, porque se esconden por el día a la vista de todo el mundo.

'Ragnarok'
'Ragnarok'
Cinemanía

Una nueva adaptación moderna de las deidades

La serie creada por Adam Price (Borgen) ha realizado una nueva revisión de la mitología nórdica. Si el Universo Cinematográfico de Marvel nos mostraba a Hela como una de las grandes villanas e hija de Odín-en realidad era descendiente de Loki-, la serie decidía incidir en esta caso en los gigantes y su pugna contra los dioses. Una versión más cercana a la inicial. Para ello, la producción utiliza a la familia Jotul como los Jotun, los gigantes liderados por Loki en la gran batalla final. La serie incide aun así en la idea de Thor y Loki como hermanos, a pesar de que Loki era el tío del dios del trueno y su culto como deidad ha sido puesto en duda en muchas ocasiones. 

El posible género fluido de Laurits-Loki

El posible género fluido de Loki siempre ha sido un asunto de debate ante el lanzamiento de los títulos marvelitas, algo que Tom Hiddleston ha confirmado recientemente. Sin embargo, Ragnarok ya ha jugado con la pertenencia de Laurits al colectivo LGTBI y su fluctuación entre conceptos femeninos y masculinos, con naturalidad y sin incidir en ello. 

Esto procede propiamente de la figura original de Loki, conocido como 'cambiaformas', 'transformista' o 'el origen de todo fraude', entre otros títulos ostentosos. El gigante no dudaba en mudar de piel en su propia beneficio, algo que dejaba leyendas en las que se convertía en mujeres o animales. Fuera las etiquetas. 

'Ragnarok'
'Ragnarok'
Cinemanía

La conexión de la crisis climática con el Ragnarok

La serie ha demostrado su crítica contra la contaminación de las compañías industriales actuales y ha nombrado incluso a grandes activistas medioambientales como Greta Thunberg. Sin embargo, pocos saben que este hecho podría estás sustentado en los primeros vestigios vikingos y su combate contra los fenómenos naturales. 

La piedra de Rok, de cinco toneladas de peso y encontrada en Suecia, es uno de los elementos más enigmáticos del folclore del norte de Europa. El objeto recoge en idioma vikingo la crisis climática sucedida entre los años 536 y 550. Bajas temperaturas, cosechas perdidas, hambruna y muerte caracterizaron esta época. Su conexión con las leyendas posteriores nunca se ha descartado y muchos achacan a que podría que tener algo que ver con la construcción del relato sobre el Ragnarok

Caras que te sonarán

Pese a la juventud del reparto, algunos de ellos ya habían participado en producciones de éxito internacional. David Stakston (Magne-Thor, en la serie) interpretaba a Magnus en la serie Skam, que tendría versiones en numerosos países como Italia, Francia, Alemania o España. Una ficción en la que coincidió con Herman Tømmeraas (Fjor). Por su parte, Jonas Strand Gravli (Laurits-Loki) había participado con anterioridad en el filme de Netflix 22 de julio, donde se narran la trágica matanza sucedida en la isla de Utøya en 2011. 

¿Quieres estar a la última de todas las novedades de cine y series? Apúntate a nuestra newsletter. 

Mostrar comentarios

Códigos Descuento