El actor y cómico Enrique San Francisco ha muerto a los 65 años

El actor, habitual en los filmes de Eloy de la Iglesia, llevaba varias semanas ingresado por una afección pulmonar.
El actor Quique San Francisco.
El actor Quique San Francisco.
GTRES

El actor madrileño Enrique San Francisco, conocido como Quique San Francisco, ha fallecido a los 65 años a causa de una neumonía necrotizante, por cuya causa llevaba varias semanas ingresado en el Hospital Clínico de su ciudad natal. Con una extensa carrera en cine y TV, San Francisco había estado nominado a dos Premios Goya, por El baile del pato (1988) y Orquesta Club Virginia (1992). 

Hijo de los actores Vicente Haro y Queta Cobo, San Francisco tuvo unos inicios precoces en el cine y el teatro: su debut en pantalla grande tuvo lugar en la rompedora Diferente (1961) cuando contaba solo seis años. 

Sin embargo, más adelante optó por una carrera de uniforme, alistándose en la Legión tras acabar su servicio militar. Solo se dedicó profesionalmente a la interpretación desde 1975, tras un periplo personal que le llevó a residir en EE UU, donde acudió como alumno al Actor's Studio. 

En el tránsito de los 70 a los 80, y junto con sus intervenciones televisivas (en series como El pícaro y Cuentos y leyendas), San Francisco se volvió un rostro familiar para los aficionados al llamado 'cine quinqui' gracias a sus trabajos para Eloy de la Iglesia. 

En cintas como Colegas (junto a su pareja de entonces, Rosario Flores), Navajeros y El pico, el director de Zarautz contó con San Francisco en funciones de sujeto torvo, muchas veces dedicado al narcotráfico. Durante esos mismos años, el actor padeció de una severa adicción a la heroína. 

Pese a ello, Enrique San Francisco nunca dejó de trabajar. Además de recibir sus nominaciones al Goya y de aparecer en numerosas películas y series, el actor se convirtió en un pionero de la 'stand-up comedy' en nuestro país, figurando en el elenco del programa El club de la comedia. 

Su vida personal se ganó titulares en raras ocasiones, como cuando un accidente de moto puso en riesgo su vida en 2002. Aunque siguió adelante con sus monólogos cómicos, a los que acudía con muletas, su percance le obligó a abandonar el papel de Tinín en la serie Cuéntame cómo pasó. 

Irónicamente, uno de los últimos papeles de Enrique San Francisco fue un spot publicitario en el que encarnaba a la mismísima Muerte. Una última broma de un actor cuya vida transcurrió muchas veces en el filo de la guadaña. 

Mostrar comentarios

Códigos Descuento