Lo que SÍ y lo que NO te va a gustar de ‘Civil War’

La tercera película del Capitán América está pensada para hacer feliz a todos los espectadores y lo consigue, pero ojo, no es oro todo lo que reluce.
Lo que SÍ y lo que NO te va a gustar de ‘Civil War’
Lo que SÍ y lo que NO te va a gustar de ‘Civil War’

Por fin. Ya ha llegado el gran día después de una cantidad ingesta de material promocional que había que devorar irremediablemente para saciar las ganas de ver este enfrentamiento entre dos pesos pesados de Marvel: Capitán América v Iron Man. ¿Quién ganará este pulso? La respuesta ya está en la cartelera y os aseguramos que no os va decepcionar como auguraron las primeras críticas y como nosotros mismos os explicamos en nuestra crítica, Los Russo arriesgan, y Marvel gana. Y sin embargo, no todo en Capitán América: Civil War funciona, para ser justos hay cosas que sí y cosas que no. La mejor película de Marvel aún no se ha hecho, pero para entrar en este debate necesitas algo de información así que hemos decidido darte argumentos suficientes (y libres de SPOILERS) para defenderla o atacarla.

Lo que NO te va a gustar

giphy (4)

1.- ¿CONFLICTO POLÍTICO? ¿DÓNDE? No, no lo hay. Puede que Civil War sea la película más madura de Marvel, también la más inteligente y equilibrada pero al mismo tiempo es bastante tramposa. Nos venden la idea del conflicto político y social, una premisa compleja reflejada en el Acuerdo de Sokovia, que dictamina la separación de poderes necesaria para que la Tierra entera no dependa de un grupo de superhombres y supermujeres que actúan a su libre albedrío. Estos tipos necesitan una institución y un representante que les diga cómo y cuándo actuar para evitar así los daños colaterales. Y sin embargo, todo es tan naif como que la propuesta sea llevada a cabo por Naciones Unidas. No hay subtexto político como sí lo había en El Soldado de Invierno, Civil War es un guión perfecto, pero un guión pactado al fin y al cabo.

2.- SI ESPERAS UNA PELÍCULA DEL CAPITÁN AMÉRICA, DATE LA VUELTA. En principio esto es la tercera parte de la saga que comenzó con Capitán América: El primer vengador… Pero claro, si metes a Tony Stark con ese carisma inagotable, y también a la Viuda Negra, y a Visión y a la Bruja Escarlata y suma y sigue hasta incorporar dos nuevas estrellas Marvel de la talla de Pantera Negra y Spider-Man, lo normal es que tu protagonista quede reducido a otra pieza más del puzzle, ni más ni menos importante que las demás. Para quién busque una película donde el Capi se luzca todo el rato Civil War pierde, para quién busque una especie de Vengadores, Civil War es, de hecho, bastante mejor que La Era de Ultrón.

giphy (8)

3.- UN VILLANO QUE NO ESTÁ A LA ALTURA. Aunque este Barón Zemo interpretado por Daniel Brühl infunde bastante más miedito que Robert Redford en El Soldado de Invierno, lo cierto es que nunca llega a dominar ninguna de las escenas en las que aparece. Ni siquiera el clímax final, que le debería pertenecer a él y solo a él. Los Russo están demasiado ocupados con la guerra interna para darle cancha a este estratega científico frío y calculador cuya presencia pasa inadvertida en esta batalla campal. Sin él la película funcionaría de la misma forma, y eso es imperdonable.

Lo que SÍ te va a gustar

giphy (7)

1.- LA BATALLA EN EL AEROPUERTO. Todo lo que hayas leído, visto u oído sobre esta batalla entre los dos bandos en mitad de un aeropuerto es poco. Los hermanos Russo han tocado la excelencia con sus dedos en esta secuencia de acción llena de formalismos cinematográficos y con una coreografía exquisita donde las tortas se reparten con la misma agilidad que esos diálogos chispeantes tan bien escritos y tan bien escogidos. Podría durar eternamente. Rodar escenas de acción es probablemente lo más difícil de rodar (técnicamente) pues bien, futuros directores de cine de acción: ASÍ SE RUEDA.

giphy (6)

2.- PANTERA NEGRA Y SPIDER-MAN LO PETAN. Lo petan muy fuerte. Pantera Negra sale más quizá porque es un personaje muy nuevo para nosotros y necesitamos bastantes minutos para familiarizarnos. Misión cumplida, en la primera escena en la que se enfunda en su traje oscuro y felino ya nos ha ganado. Es un superhéroe visceral y muy físico, tan carismático que no hace falta que tenga sentido del humor. Para eso está Spider-Man, han tardado tres intentos, pero al fin tenemos un Spider-Man a la altura del personaje de Stan Lee, un adolescente con mucha pasión por lo suyo, despierto y metepatas. Su aparición brilla tanto que los Russo tienen que contenerle en 20 minutos de metraje. Un poquito más y rompe la película en dos. Así de bueno es.

giphy (5)

3.- ¿VEIS COMO NO HACE FALTA QUE TODO VUELE POR LOS AIRES? Le deberíamos decir a Marvel/Disney y a DC/Warner. No, efectivamente se puede conseguir un final portentoso, un clímax violento un desenlace de thriller lleno de intriga sin necesidad de cargarse una ciudad o volar una nave gigante o levantar una mole diabólica que destruya ciudades enteras. En Capitán América: Civil War vuelve a primar el género de espionaje, el cuerpo a cuerpo, menos pirotecnia pero la misma espectacularidad. Los dramas personales priman y son estos sentimientos encontrados (y enfrentados) los que explotan en la cara de los personajes. No hace falta más fuegos artificiales.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento