La culpa de que 'Sinsajo. Parte 2' no haya sido un éxito es de...

El codirector de Lionsgate tiene tres culpables (o tres excusas) y una de ellas es, efectivamente, esa película en la que estás pensando.
La culpa de que 'Sinsajo. Parte 2' no haya sido un éxito es de...
La culpa de que 'Sinsajo. Parte 2' no haya sido un éxito es de...

Dividir los desenlaces de las sagas juveniles ha llenado las arcas de Hollywood, sí, pero solo por un tiempo. Con el inesperado poco éxito en taquilla de Los juegos del hambre: Sinsajo. Parte 2 nos planteamos si la gran industria había matado a la saga juvenil. El interés del público parece decaer en cada nueva entrega. ¿Cuántas sagas divididas en películas divididas a su vez en varias en partes es capaz de asumir el público? Sin embargo, Rob Friedman, codirector de Lionsgate tiene otras excusas muy distintas.

El primer culpable es Star Wars: El despertar de la Fuerza. A pesar de que la cinta se estrenó un mes después, Friedman cree que que la cinta de J. J. Abrams devoró sus posibilidades de éxito provocando que la última parte de los Juegos del Hambre perdiera entre 50 y 100 millones de dólares. Sin embargo, si nos ponemos rigurosos, ya desde su estreno Los juegos del hambre: Sinsajo. Parte 2 obtuvo una taquilla muy pobre comparada con los anteriores capítulos apenas superando los 100 millones de dólares. Mientras que la segunda parte (la más taquillera) ganó 158 millones en su primer fin de semana, la última aventura de Katniss se quedó en 102 millones.

El segundo culpable es el terrorismo. Rob Friedman asegura que los atentados de París ocurridos el 13 de noviembre de 2015, siete días antes del estreno mundial de la película, también tuvieron mucho que ver con los bajos resultados de taquilla. Friedman asume que el miedo es un factor importante para no ir a ver una película al cine, sobre todo una película en al que un grupo de jóvenes revolucionarios se revelan contra su propio gobierno y deciden atacarlo.

El tercer culpable es el mercado chino. El codirector de Lionsgate cree que la competencia en la taquilla de China hundió las posibilidades de Los juegos del hambre: Sinsajo. Parte 2. Películas como Marte (The Martina) y Spectre mermaron el rendimiento de su producto estrella.

¿Son simples escusas para salvar los muebles a última hora? La última parte de la serie Divergente también está dividida en dos títulos: Lealy Ascendente¿Y si fracasaran en taquilla? ¿De quién o qué sería la culpa?

Mostrar comentarios

Códigos Descuento