James Gray: "Si mi película te parece lenta, que te jodan"

Una vez pasado el Festival de Cannes, el director tiene algo que decir a los críticos que se quejaron por la duración y el ritmo de su último trabajo, 'The Immigrant'. Por CINEMANÍA
James Gray: "Si mi película te parece lenta, que te jodan"
James Gray: "Si mi película te parece lenta, que te jodan"

Con cuatro películas como Little Odessa (1994), La otra cara del crimen (2000), La noche es nuestra (2007) y Two Lovers (2008), James Gray se ha convertido en uno de los cineastas norteamericanos más respetados y laureados por la crítica internacional del cine reciente. Su última película, The Immigrant, un relato de época sobre la llegada a Nueva York de inmigrantes europeos durante la tercera década del siglo XX, era uno de los títulos estadounidenses más esperados del pasado Festival de Cannes, donde la presencia del director es recurrente. Sin embargo, la película protagonizada por Joaquin Phoenix, Marion Cotillard y Jeremy Renner no sólo se fue de vacío en cuanto a premios, sino que tampoco terminó de hechizar a la crítica (hubo un sentir general positivo, pero poco entusiasta para lo que era esperable de Gray), que encontró algunos problemas de ritmo e interés.

Si bien James Gray ha demostrado en otras ocasiones que las críticas no le causan problemas (Two Lovers recibió algunos abucheos durante su paso por Cannes) también sabemos que no tiene pelos en la lengua.Unos días después del festival, Indiewireha publicado una entrevista con el director donde éste se despacha contra algunos de los comentarios vertidos sobre The Immigrant. "Mi película dura una hora y cuarenta y ocho minutos, da a las escenas su tiempo. Generalmente no digo esto porque no es políticamente correcto, pero si el problema que tiene la gente con la película es el ritmo, que les jodan. Porque estamos en Cannes, este no es el sitio para ver Transformers 3, así que pueden irse a tomar por culo", responde Gray ante una pregunta sobre cómo el filme había dividido a la crítica entre defensores y detractores. "No tengo ningún problema con escuchar críticas, ni que la gente vea problemas en la película de un modo u otro, pero si son cosas como 'Oh, era muy lenta', entonces que les jodan", continúa.

Por último, Gray señala que "las películas no son enemas de bario, no hay que acabárselas lo más rápido posible" y hace hincapié en el marco que supone el Festival de Cannes para cierto tipo de cine. "Este es un lugar donde las películas puden tomarse su tiempo y la gente debería estar reflexionando sobre ellas. Se supone que es un sitio donde el cine es alimento para la mente, no comida rápida. Si eso es lo que quieren [los críticos], deberían quedarse en casa. Hay una gran cantidad de películas para ellos en los multicines".

Una vez que termine de promocionar The Immigrant, su nuevo proyecto es una película de ciencia-ficción que Gray define como "una mezcla entre una historia tipo Conrad y El corazón de las tinieblas con un error por parte de la NASA al enviar al espacio a un astronauta que no puede soportarlo". Con esa idea tan atrayente, el ojo puesto en 2001: Una odisea del espacio y la voluntad de rodar "material como el de los Apolo, muy realista (nada de sonido en el espacio, por supuesto)", según cuenta en otra entrevista de Indiewire,nos alegra ver que el cineasta está dispuesto a llevar su insobornable estilo personal al campo de la ciencia-ficción y la aventura espacial. ¿Será ese su gran triunfo en una futura edición de Cannes?

Más noticias de cine, próximos estrenos y series de televisión en CINEMANÍA.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento