Logo del sitio

"DiCaprio es un auténtico friki, se pasaba horas con la asesora científica": Adam McKay dirige a un reparto de estrellas en la catastrófica 'No mires arriba'

El autor de comedias tan lúdicas como 'La gran apuesta' o 'El vicio del poder' dirige su mirada a la crisis climática con un elenco que encabezan Leonardo DiCaprio y Jennifer Lawrence.
Leonardo DiCaptrio, Jennifer Lawrence y Timothée Chalamet en 'No mires arriba'
Leonardo DiCaptrio, Jennifer Lawrence y Timothée Chalamet en 'No mires arriba'
Cinemanía

Entrevisto a Adam McKay en la cama. Lo primero que me dice en un correcto castellano con un simpatiquísimo acento guiri es: “Buenos días”. Le corrijo. “Buenas tardes”. Son las seis para mí en Madrid, las nueve de la mañana para él en Los Ángeles. De ahí que el director de No mires arriba, leyenda del humor cinematográfico estadounidense que nos ha brindado grandes obras maestras como El reportero: La leyenda de Ron Burgundy o Hermanos por pelotas, se conecte al Zoom con el móvil enfocándole en picado y que detrás de su cabeza se adivinen una almohada y un par de cojines. 

Tengo solo 15 minutos para entrevistarle por No mires arriba, la película de catástrofes naturales más realista que has visto nunca y, a la vez, la comedia que mejor retrata el desquiciado signo de los tiempos. Sin tiempo que perder, le hago la primera pregunta aguantándome la risa floja y haciendo como que todo está bien.

Tráiler de 'No mires arriba'

No mires arriba parece una metáfora de la pandemia pero empezaste a escribirla antes de que estallase…

Sí. Estábamos buscando localizaciones en Boston cuando la pandemia estalló. Nos pilló por sorpresa. Y claro, fue una experiencia extrañísima estar haciendo esta película mientras que algunas partes de la misma parecían estar haciéndose realidad.

David Sirota, columnista y asesor en la campaña presidencial de Bernie Sanders en 2020, tiene un crédito como coguionista de la película. ¿Cómo entró en el proyecto?

Somos amigos y siempre hablábamos de cómo se puede contar la inminente catástrofe climática que se avecina. En una ocasión él hizo un chiste en Twitter sobre un meteorito que va directo a la Tierra y la va a destruir, una metáfora de esa crisis climática. Le dije: “David, creo que esa puede ser la manera de contar lo que queremos contar”. Se rio de mí. Aún así le dije: “Voy a intentar escribir una película”. Pero creo que él creyó que le estaba tomando el pelo. Hasta que le mandé una sinopsis y luego un guion y no le quedó más remedio que devolvérmelo con notas.

Jennifer Lawrence en 'No mires arriba'
Jennifer Lawrence en 'No mires arriba'
Cinemanía

Vivimos en una época extraña, confusa y loca. ¿Crees que la comedia es la mejor manera, si no la única, de retratarla?

He pensado muchísimo en esto. Sobre cuál es la mejor manera de contar los tiempos locos en los que vivimos. La realidad da mucho miedo pero, a la vez, es muy divertida. En cualquier caso, la comedia me parecía un buen vehículo porque estamos sobrepasados con todo lo que está pasando y cuando te ríes, necesariamente, ganas cierta perspectiva. Así que me parecía que lo mejor que podía hacer era contarlo en forma de comedia, sobre todo después de la pandemia que nos ha dejado sobrepasados y horrorizados. A los actores, a mí, a todos los involucrados en el equipo, nos hizo sentir bien poder reírnos de cómo el mundo se ha vuelto loco. Y bueno, hay más emociones en la película, no solo es una comedia.

De hecho, tus películas se están volviendo cada vez más realistas porque la realidad cada vez es más loca.

[Se ríe] ¡Lo sé! Es totalmente cierto. Antes solíamos ir un poco por delante de la realidad cuando nos inventábamos cosas en nuestros guiones. Pero tienes razón. La realidad está cambiando muy rápido ahora mismo. Tengo una idea para mi siguiente película que me parece una locura pero estoy preocupado de que se haga realidad. Tengo que darme prisa. 

¿Por qué pensaste en Leonardo DiCaprio para interpretar al personaje del científico friqui? Está en las antípodas de su imagen pública.

Bueno, te voy a contar un pequeño secreto. Leonardo DiCaprio no está tan alejado de su personaje en No mires arriba. Me di cuenta cuando lo conocí. Leo es un verdadero friki, le flipan la ciencia, la historia del cine. Tiene una faceta muy nerd... Mucha gente pensará que es ridículo imaginarlo como científico friki porque es una de las mayores estrellas del planeta, tan famoso... Pero te lo digo. Es un nerd. Le encantaba hablar con la asesora científica de la película durante horas y horas. Además, está muy implicado en la lucha contra el cambio climático.

'No mires arriba'
'No mires arriba'
Cinemanía

También ha estado muy involucrado en el guion…

Sí. ‘Leo’ es muy listo, ha hecho muchas películas y tiene muy buen criterio en lo que se refiere a los personajes y al guion. Así que él y yo nos encontramos en diferentes ocasiones y hablamos de su personaje, de la película y hay algunas ideas suyas. El discurso que da su personaje es, en gran parte, de su cosecha. Se le ocurrió que podía hacer un discurso más largo y lo reescribimos porque en el guion era más corto. ¡Qué puedes esperar de alguien que ha trabajado tantas veces con el gran maestro, Martin Scorsese! Sabe perfectamente cómo se hace una película y a mí me ha encantado trabajar con él. Todas las preguntas que hace son inteligentes.

Me encanta el personaje del gurú tecnológico interpretado por Mark Rylance. Estoy deseando ver el proyecto que estáis desarrollando sobre Elizabeth Holmes, Bad Blood.

Es que estamos viviendo un momento muy interesante en el que estos billonarios tienen un control y un poder desmesurado y, sin embargo, a veces son personas un tanto extrañas que se mandan a sí mismas al espacio exterior. El ejemplo más obvio es Mark Zuckerberg, por supuesto, pero luego tienes casos como el de Elizabeth Holmes, una mujer a la que llamaban ‘la nueva Steve Jobs’ y que todo lo que hizo fue crear un producto médico que no funcionaba y que era peligroso. En No mires arriba tuvimos la suerte de poder contar con Mark Rylance para crear un personaje que fuese una mezcla de toda esta gente pero sin ser exactamente ninguno de ellos. Me encanta su interpretación porque está repleta de matices.

Me gusta muchísimo también el retrato que haces de los medios de comunicación. No solo de los programas matinales de televisión sino también de esos medios digitales entregados al clickbait. ¿Crees que hay esperanza para el periodismo?

Creo que el periodismo es la clave. Soy un gran defensor del periodismo. Necesitamos la verdad. Lamentablemente, y creo que sobre todo en EE UU, el periodismo está más interesado que nunca en aumentar sus beneficios. Así que me siento mal por los periodistas porque hay muchos que están ahí afuera trabajando duro. Y es una pena lo que ha pasado con nuestros periódicos, nuestras televisiones... Tienes que conseguir clicks, audiencias... Sin embargo, hay algunas propuestas muy interesantes, periodismo independiente que sí que hace un trabajo muy interesante. El periodismo no dejará de existir nunca. Lo necesitamos. Y ahora más que nunca.

De esto habla también la película, de que los medios han renunciado a la seriedad en pro del entretenimiento.

Creo que es lo que pasa cuando lo conviertes todo en un argumento de venta. Quieres que tus anunciantes te paguen más, así que... ¿Quién quiere oír hablar de malas noticias? Nadie quiere escuchar la verdad. Si entramos en el cambio climático, la mayor verdad en la historia de la humanidad, es lamentable como nadie quiere hablar de ello en los informativos de las televisiones. La situación es un poco mejor en la prensa escrita pero también intentan obviarlo porque requiere acción y cambios... Es un gran problema. También hay un extremismo que nos ha separado en dos mitades e interesa mantener al público en los extremos, así que evitas contar la verdad también a esos efectos.

No mires arriba
No mires arriba
Netflix

No mires arriba también me hizo pensar en aquellas películas catastróficas que se pusieron de moda en los 90. ¿Tenías alguna favorita?

Bueno, obviamente, El día de mañana tiene el mérito de haber llegado primero al tema del cambio climático. Llegaron muchísimo antes de que se hablase sobre ello en el mainstream. Es verdad que muchos científicos sí que intentaban advertirnos. Soy imparcial ante Deep Impact. Me gusta esa película. Lo genial de esas películas es que todo se soluciona de una forma casi mágica al final. Creo que eso es lo que hace que nos gusten tanto.

Quería preguntarte antes de que acabemos la entrevista por 'Succession'. Me encanta el tono de la serie, entre la comedia y la tragedia, y quería preguntarte cómo lo trabajasteis a nivel de dirección.

Has dado en el clavo. Queríamos que esos dos tonos coexistieran todo el tiempo. Y creo que esto nos lleva a tu primera pregunta. Vivimos en una época en la que conviven lo absurdo con lo terrorífico y lo trágico, así que tenemos que ser capaces de reírnos pero también de sentir que hay ramificaciones de lo que está pasando. Es complicado vivir así, sintiendo que todo es un absurdo pero tomándonoslo en serio. En el caso de Succession me fijé mucho en Foxcatcher.

Fue una influencia en la medida en que el personaje de Steve Carell era un personaje ridículo, casi divertido, y sin embargo la película tiene un final supertrágico. Y es que vivimos en una época ridícula y trágica en la que un tipo como Mark Zuckerberg, que comenzó con una web en la que decidía qué tías estaban buenas y cuáles no, puede controlar el futuro de la democracia. También creo que Jesse Armstrong manejó muy bien ese doble tono en el guion y como director lo apoyé todo lo que pude. Estoy muy contento con cómo ha quedado. Me veo a mí mismo riéndome con Succession y luego sintiéndome fatal.

Tráiler de 'No mires arriba'

¿Quieres recibir todos los viernes en tu correo las mejores recomendaciones de cine y series? Apúntate a nuestra Newsletter.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento