8 cosas que Ellen DeGeneres puede hacer en los Oscar

Bromas pesadas, cámaras ocultas, disfraces... En su programa de la NBC, la presentadora ha mostrado muchos talentos que le vendrán muy bien para la gala de 2014. Por YAGO GARCÍA
8 cosas que Ellen DeGeneres puede hacer en los Oscar
8 cosas que Ellen DeGeneres puede hacer en los Oscar

Ya sabemos que, para plantarle cara a la todopoderosa Oprah Winfrey en su propio terreno (el de los talk shows), Ellen DeGeneres tiene que mantener sus reflejos de show woman bien afilados. Y, por otra parte, su labor como presentadora en los Oscar de 2007 nos dejó muy buen sabor de boca (¿recuerdas cuando le encasquetó un guión a Scorsese? ¿o cuando pasó la aspiradora por el patio de butacas?). Aun así, como bien sabe Billy Crystal, en la gala cinéfila más importante del año hay que tener cuidado para no repetirse, y en CINEMANÍA hemos decidido echarle una mano a la anfitriona de este año. Rebuscando entre los mejores vídeos de The Ellen DeGeneres Show, programa de la NBC que la comediante presenta desde 2003, nosotros hemos encontrado 8 especialidades de las que Ellen puede echar mano cuando las bromas de rigor, o sus legendarios números de baile, se revelen insuficientes para meterse al público en el bolsillo.

Hacer imitaciones

A diferencia de otras estrellas de los talk shows, DeGeneres ha demostrado muchas veces que no le importa reírse de sí misma. Sin ir más lejos, Ellen celebró Halloween en 2012 presentando su programa disfrazada de Sofia Vergara, con un vestido tan reventón (por la parte del trasero) como el que la colombiana había lucido en los Emmy de ese año. Y remató el número, para colmo, marcándose un baile latino y calentorro junto a la propia Sofía. ¿Qué pensaría de esto Portia De Rossi?

Darle un susto a algún invitado

A fin de darle un poco de vidilla a The Ellen Show, la DeGeneres le gasta a sus invitados (y sobre todo a sus invitadas) jugarretas de acusada malignidad. Su objetivo favorito es Taylor Swift, pero Emma Stone también sabe de lo que hablamos: el año pasado, cuando nuestra rubia-pelirroja favorita compareció en el programa para presentar The Amazing Spider-Man, acabó sufriendo un ataque de nervios cuando la anfitriona la invitó a hacerse amiga de una tarántula (de plástico).

Hacer ejercicio (y vestirse raro)

Estamos en enero de 2011. Un Ryan Gosling en la cresta de la ola (ese año, recordemos, estrenará Drive, Loco, estúpido amor y Los idus de marzo) comparece como invitado en The Ellen DeGeneres Show, ignorante de que la presentadora le ha preparado una buena. Para empezar, Ellen insiste en que ella y su invitado hagan un poco de bicicleta estática durante la entrevista de rigor. Y, para seguir, a mitad de la charla tanto Gosling como su anfitirona se calzan sendos pijamas de una sola pieza (lo que en castellano llamaríamos un pelele) con estampados memorables.

Llamar a unos 'strippers'

Está claro que Ellen sabe cuál es la mejor manera de agasajar a sus invitadas heterosexuales: recurriendo a unos cuantos boys bien macizos. Entre las estrellas que ha disfrutado de ese honor se cuentan Sofía Vergara, Miley Cyrus... Y Gwyneth Paltrow, que celebró de esta manera su título de Mujer Más Bella de 2013 según la revista People. Obsérvese cómo la recatada Gwyneth va soltándose poco a poco después del sofocón inicial: cómo culparla.

Ponerse solidaria

Está claro que un talk show matinal que no trata de exprimir el corazoncito del público por una buena causa, ni es talk show matinal ni es nada. Ahora bien: DeGeneres ha sabido hacerlo con mucho estilo. En 2011, cuando tocó pedir donativos para las víctimas del desastre de Nueva Orleans, la presentadora lo hizo a través de una charla vía satélite con Brad Pitt, quien por entonces estaba financiando la construcción de casas en vecindarios devastados por el Katrina. Dichas casas, todo hay que decirlo, acusaron severos problemas estructurales en los años posteriores, pero oye, la intención es lo que cuenta.

Tomarle el pelo a Clint Eastwood

Sí, sabemos que el gran Clint ya fue el blanco de una broma de la presentadora en los Oscar de 2007, cuando ella persuadió a Steven Spielberg para que les tomase una foto juntos. Pero es que ambos titanes se llevan de maravilla, como demuestra este vídeo: en su programa de Halloween de 2008, y en el contexto de un concurso de disfraces para niños, Ellen presentó una intervención sorpresa del venerable cineasta, quien incluso le regaló chucherías a un chaval vestido de 'Harry Potter el sucio'. Puedes ver el momentazo a partir del minuto 4.25.

Montar una broma con cámara oculta

Otra de las especialidades de Ellen en su show son los sketches en plan Objetivo indiscreto, en los que suelen colaborar estrellas de Hollywood. Sin ir más lejos, Jennifer Aniston le echó una mano en una de ellas, poniéndole los nervios de punta a un incauto vendedor de bicicletas con las frases que DeGeneres iba soplándole por un pinganillo.

Desafiar a George Clooney

A estas alturas, debería quedar claro que Ellen DeGeneres es una bestia del bromazo y una ingeniera de la inocentada. Ahora bien, ¿qué estrella de Hollywood se ajusta a esos mismos parámetros? Pues está claro: George Clooney. Y el caso es que la presentadora y el autor de Monuments Men llevan enfrascados en una guerra de jugarretas desde 2008, conflicto que ha llevado a Ellen a quedarse encerrada en una jaula (es una larga historia) y a hacerse fotos en la oficina del cineasta junto a una Anna Faris disfrazada de conejita. Recordemos que este año Clooney no ha sido nominado por Gravity, algo que le convierte en un blanco fácil: es el momento de ajustar las cuentas.

Todos los días, a todas horas, noticias de cine y series de televisión en CINEMANÍA

Mostrar comentarios

Códigos Descuento