Logo del sitio

Cuatro recomendaciones en Netflix, Amazon Prime Video, Apple TV y Movistar Plus+

¿Estás harto de cambiar de plataforma sin saber qué ver? Todas las semanas elegimos cuatro películas o series para ti
Encerrado con el diablo
Encerrado con el diablo
Apple TV

Si te gustó 'Mystic River'...

Encerrado con el diablo, en Apple TV

Ray Liotta en 'Encerrado con el diablo'
Ray Liotta en 'Encerrado con el diablo'
Apple

El nombre de Dennis Lehane era un buen aval para esta apuesta por el policiaco de Apple TV. El escritor de Mystic River, a quien también hemos seguido como guionista de The Wire o Boardwalk Empire, es el máximo responsable de Encerrado con el diablo.

Jimmy (un mazado Taron Egerton) es un traficante al que le acaban de caer diez años de cárcel. Una agente del FBI le ofrece un trato. Si le arranca una confesión a un asesino en serie (escalofriante Paul Walter Hauser) con el que comparte rejas podrá obtener una reducción de condena.

Sobria, elegante, especialmente en su trama policial con Greg Kinnear (Pequeña Miss Sunshine) como detective de una investigación que, en sus mejores momentos, recuerda a Zodiac. Merece la pena y es una buena ocasión para despedirse de Ray Liotta.

Descubrimiento de un gran cineasta

Beginners, en Netflix

Esta gran película de Mike Mills gira en torno al personaje de Christopher Plummer, pero Ewan McGregor también hace un estupendo papel rememorando (y reflejándose en) la historia de su padre.
Beginners
Cinemanía

Aunque llevaba dirigiendo años y no era su primer largometraje, muchos descubrimos a Mike Mills gracias a esta preciosidad de película. Con su último filme, C’Mon, C’Mon, en el limbo de los estrenos (parece que irá directa a plataformas y que no pasará por salas), aprovechamos que Beginners está en Netflix para reivindicarla.

La segunda película de Mills es la historia de amor de Oliver y Anna, unos entrañables Ewan McGregor y Mélanie Laurent. Es su historia de amor mientras el padre de Oliver (estupendísimo Christopher Plummer) sale del armario con ochenta años y es diagnosticado con un cáncer terminal. El filme es una muestra de la delicada y soñadora sensibilidad de Mills, que ahora nos ha vuelto a conquistar con C’Mon, C’Mon.

El Swinging London de Edgar Wright

Última noche en el Soho, en Movistar Plus +

Última noche en el Soho
Última noche en el Soho
Cinemanía

En esta casa somos fans de Edgar Wright. Y, aunque esta no sea nuestra película favorita del británico, creemos que merece la pena recomendarla; sobre todo por sus dos actrices protagonistas, Thomasin McKenzie y Anya Taylor-Joy. Su último filme te gustará si eres fan del terror imaginativo, del género que intenta ir un poco más allá a través de la puesta en escena, la dirección de arte o el vestuario.

Es el caso de Última noche en Soho, la historia de una estudiante de moda que alquila en Londres una habitación que le permite viajar a los años 60. En esos viajes, sigue los pasos de una aspirante a cantante que empieza a comprobar que sus sueños de convertirse en estrella no se harán realidad.

Comedia romántica al son de Vampire Weekend

La gran enfermedad del amor, en Amazon Prime Video

<p>'La gran enfermedad del amor' se ha llevado la medalla de plata (108,91%). ¿En serio es mejor que 'Notting Hill' y 'Pretty Woman'?</p>
La gran enfermedad del amor
FILMNATION ENTERTAINMENT

Siguiendo la estela de Woody Allen o Aziz Ansari (Master of None), el pakistaní Kumail Nanjiani hace humor de sus orígenes, de su religión y hasta de sus cuitas amorosas, pues todo lo que cuenta aquí ocurrió en realidad. En La gran enfermedad del amor es un conductor de Uber que sueña con triunfar haciendo stand-up comedy  mientras se enamora de una chica absolutamente WASP (Zoe Kazan), poniendo patas arriba los planes de sus padres para casarlo por conveniencia.

En ese estado de cosas, la novia WASP cae enferma y se la somete a un coma inducido, lo que incluye en la ecuación a los padres de ella: profesores universitarios, progres, liberales y lo suficientemente cabreados con el tipo que ha dejado a su hija para que surja la comedia.

Al son de Vampire Weekend y siendo irresistiblemente encantadora, La gran enfermedad del amor prescinde de cualquier estructura clásica –la pareja lo deja en el primer acto, él se enamora de ella fuera de campo–, bordea los límites del drama –lleven kleenex encima– y no aporta ninguna de las tranquilizadoras certezas de la comedia romántica tradicional.

¿Quieres recibir las mejores recomendaciones de cine y series todos los viernes en tu correo? Apúntate a nuestra Newsletter.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento