Cuatro recomendaciones en Netflix, Disney +, Filmin y Amazon Prime Video

¿Estás harto de cambiar de una plataforma a otra sin saber qué ver? Todas las semanas elegimos cuatro películas o series para ti
El juego del calamar
El juego del calamar
Netflix

A Marx le gustaría

El juego del calamar, en Netflix

'El juego del calamar'
'El juego del calamar'
Cinemanía

A la gente le ha encantado y hay quien dice que puede superar a La casa de papel como la serie de Netflix más vista en el mundo. ¿Se merece esta ficción coreana tanto revuelo? Aunque en un principio viví su éxito con cierta prevención he de decir que es una serie absolutamente recomendable.

El juego del calamar se enmarca en otras ficciones sobre la lucha de clases que han triunfado recientemente. En una aproximación socioeconómica, podría pasar por una prima hermana seriada de la ganadora del Oscar Parásitos. En clave de género, la serie cuenta la historia de unos muertos de hambre endeudados hasta las cejas que aceptan participar en un juego mortal con un suculento premio económico.

Como buena ficción de Corea del Sur es altamente violenta y tiene un peculiar sentido del humor. Más allá del juego en sí, que intuyo que es lo que ha conquistado a un público cada vez más gamificado, El juego del calamar se toma su tiempo para destapar con realismo el drama social en el que habitan sus personajes. Y lo hace además con una puesta en escena y una narrativa de lo más dignas.

Los Muppets se adelantan a Halloween

Los Muppets en Haunted Mansion, en Disney +

Los Muppets en Haunted House
Los Muppets en Haunted House
Disney+

Los teleñecos son, creo, los únicos muñecos que me han gustado de niña, adolescente, joven y adulta. Eran modernos cuando los creó Jim Henson en 1955 y lo siguen siendo hoy. Me da igual que se llamen teleñecos o Muppets, cada vez que Disney, que los compró en 2004, saca un nuevo especial o temporada, ahí me tienen, entregada a la causa.

Esta vez no iba a ser menos. Sobre todo porque el especial transcurre en una casa encantada. ¿Un poco pronto para Halloween? Tal vez. En cualquier caso, la premisa es la siguiente: Gonzo y Pepe, el langostino –¿sabías que es malagueño? Prepárate para escuchar mucho spanglish– son invitados de lujo en una casa invadida por marionetas... fantasmas.

Will Arnett es el anfitrión de esta comedia musical que reúne fantasmas que hacen chistes, animatronics, momias que son becarios y muchas risas maléficas. Y claro, no sería un especial de los teleñecos si no participasen la rana Gustavo, Miss Peggy y hasta Statler y Waldorf, los viejos gruñones. Pero también hay invitados de carne y hueso en Muppets Haunted Mansion, Taraji P. Henson, Danny Trejo o el recientemente fallecido Ed Asner, entre los más reconocidos.

Perversiones automovilísticas para hacer sesión doble con 'Titane'

Crash, en Filmin

Crash
Crash
Filmin

Aprovechamos el estreno de Titane para recuperar este clásico que acaba de llegar a Filmin. Hasta que Julia Ducournau llegó a nuestras vidas en el pasado Festival de Cannes, donde se alzó con la Palma de Oro, esta cinta de culto era la máxima autoridad en lo que a perversiones automovilísticas se refiere.

David Cronenberg elevó a la máxima potencia su fijación con el sexo y la máquina adaptando la novela de J. G. Ballard de 1973. En su versión para el cine, Helen Hunt, James Spader y Deborah Kara Unger llevaban el fetichismo de los accidentes de tráfico a otro nivel. Fue atrevida y controvertida en su día y lo sigue siendo ahora.

Contenido altamente feminista

El baile de las locas, en Amazon Prime Video

El baile de las locas
El baile de las locas
Amazon Prime Video

Primera novela de Victoria Mas, El baile de las locas causó sensación en Francia cuando se publicó (aquí la editó Salamandra). Dada su filmografía anterior, altamente feminista, no es de extrañar que la actriz de Malditos bastardos Mélanie Laurent la eligiese como material para su quinta película como directora.

El baile de las locas cuenta la historia de Eugénie Cléry (Lou de Laâge), una burguesa encerrada por su padre en un hospital psiquiátrico parisino en 1890. Junto a otras internas, encerradas igual de injustamente que ella, intenta escapar del centro.

Con una realización correcta, sin estridencias, y unas actrices estupendas, Laurent adapta la novela de Mas con una intención altamente feminista. A veces, por eso mismo, cae en lo maniqueo, duchas de agua helada incluidas. Es en su mirada a las internas del hospital, casi de fotoperiodista, donde la directora brilla más. No se da cuenta de que esa forma de mirar, verdaderamente suya, es más feminista que cualquier otra cosa.

¿Quieres recibir las mejores recomendaciones de cine y series todos los viernes en tu correo? Apúntate en nuestra Newsletter.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento