Gloria Mundi

Sinopsis

Tras cumplir años de condena, Daniel sale de la cárcel. En su regreso a Marsella, descubre que su familia ha continuado su camino sin él. Su ex-mujer Sylvie le informa de que es abuelo, ya que su hija Mathilda acaba de tener una niña a la que ha llamado Gloria. Cuando llega para conocer a la pequeña, se encuentra con un matrimonio que lucha por salir adelante. Sin embargo, un suceso destruirá este precario equilibrio y Daniel, que ya no tiene nada que perder, hará cualquier cosa por ayudarles.

Habitual del cine con un importante componente de denuncia social, el francés Robert Guédiguian (La casa junto al mar) dirige una película que, bajo su apariencia de drama familiar, habla sobre cómo el capitalismo ha destruido las relaciones humanas y la solidaridad para inculcar el individualismo, la codicia y el afán por acumular riqueza. La precariedad de un clan, roto por la ausencia de un padre encerrado en prisión y reconstruido frágilmente tras su regreso, sirve a Goria Bell para abordar los problemas a los que se enfrenta el mundo de hoy en día. La globalización y el fenómeno de los falsos autónomos, que ha conseguido enterrar un siglo de lucha obrera bajo un nuevo y más despiadado modelo económico, donde prima la ley del más fuerte y los valores morales o los vínculos entre personas son absolutamente prescindibles, son el tema principal de esta película emocionante y compasiva que, en el fondo, mantiene la esperanza en la redención. Habituales del cineasta como Ariane Ascaride (Una historia de locos), Jean-Pierre Darroussin (Promesa al amanecer), Gérard Meylan (Cézanne y yo) y Anaïs Demoustier (Algo celosa) lideran el reparto de este film premiado en el Festival de Venecia.