Madre

Sinopsis

Elena recibe una llamada de Iván, su hijo de seis años, que le dice que está perdido en una playa de Francia y no encuentra a su padre. Eso fue lo último que supo de él. Diez años después, Elena vive en el mismo sitio donde desapareció su pequeño y empieza a salir del oscuro túnel en el que lleva atrapada tanto tiempo. Sin embargo, todo se agitará de nuevo cuando conozca a Jean, un adolescente que le recuerda a Iván. Entre ellos surgirá una fuerte conexión que sembrará el caos y la desconfianza.

En 2019, Rodrigo Sorogoyen consiguió una nominación al Oscar por su cortometraje Madre, que contaba una tensa llamada entre la protagonista y su hijo, un niño perdido en una playa francesa sobre el que planea la sombra del secuestro. Tras alzarse con el Goya por El reino, y confirmarse como uno de los realizadores españoles más en forma del momento, Sorogoyen recupera aquella historia y la continúa en un largometraje ambientado diez años después. El sentimiento de urgencia de su predecesora da paso en esta secuela a un tono más pausado, donde se cuentan los esfuerzos de una mujer por superar una traumática pérdida, pero que termina obsesionada con un joven que, aunque sabe que es imposible, le recuerda a su pequeño desaparecido. Marta Nieto (Litus ) vuelve a interpretar a esta mujer devastada en pleno proceso de catarsis desde la oscuridad a la luz, el miedo al amor o la culpa al perdón en un emocionante drama psicológico que ha sido premiado en el Festival de Venecia. Alex Brendemühl (El silencio de la ciudad blanca) y Jules Porier (Play) completan este particular triángulo de emociones.