El capitán

Sinopsis

Con la Segunda Guerra Mundial próxima a su fin y Alemania al borde del colapso, el ejército nazi está ejecutando a cualquier soldado que intente desertar. Uno de ellos, Wili Herold, encuentra en su huida un uniforme de capitán. Tras asumir su identidad, formará un grupo de soldados perdidos en una supuesta misión encomendada por el propio Hitler. Por el camino, sembrarán el terror entre la población inocente y descubrirán en ellos mismos la misma depravación moral de la que pretendían escapar.

Deseoso de hacer una película que mostrara el régimen nazi desde una perspectiva diferente, la de aquellos que, sin ser ideólogos o arquitectos del Tercer Reich, mantuvieron la solidez del sistema a través de la acción o la omisión, el director y guionista alemán Robert Schwentke (La serie Divergente: Leal) vuelve a su tierra natal tras más de una década en Hollywood. En esta cinta, cuenta la historia real de Wili Herold, un soldado del ejército alemán que, tras separarse de su unidad, encontró las ropas de un capitán nazi. Bajo su nueva identidad, y al mando de un grupo de militares igualmente perdidos, fue el responsable de más de un centenar de asesinatos que le granjearon el sobrenombre de El verdugo de Emsland. El capitán pretende mostrar, desde la realidad particular, histórica, psicológica y social de este infame personaje, el estado de las cosas en aquella época, que llevó a personas de cualquier clase o estrato social a cometer atrocidades que hoy, sólo 70 años después, resultan impensables. Al frente del reparto de esta cinta, que evita juicios morales para que el espectador se forme su propia opinión de Herold, se encuentra el joven Max Heubacher (Tren de noche a Lisboa), al que secundan Milan Peschel (Todo un hombre) y Frederick Lau (Victoria), entre otros.