Bendita ignorancia

Bendita ignorancia

Sinopsis

Ernesto y Filippo eran amigos en la infancia. Ahora son dos profesores separados por una pelea y un asunto sentimental no resuelto. El primero es un hombre de métodos muy tradicionales, sin ordenador y con un móvil de primera generación. El segundo es un liberal y seductor que se pasa el día en las redes sociales. Cuando vuelvan a coincidir en el mismo colegio, sus puntos de vista volverán a chocar, y se enfrentarán a un experimento en el que tendrán que intercambiarse sus estilos de vida.

¿Hasta qué punto Internet ha cambiado la forma de vivir? ¿Ha mejorado positivamente la capacidad para comunicarse y acceder a la información o, por otro lado, arrebata con banalidades el tiempo que se podría dedicar a los verdaderos placeres de la vida?. Éstas son las cuestiones que el director Massimiliano Bruno (Confusi e felici), reconocido y rehabilitado adicto al mundo online, aborda, desde el humor, en Bendita ignorancia. Esta divertida comedia gira en torno a dos profesores, enfrentados desde un acontecimiento del pasado, que intentan imponer su forma de ver lo real y lo virtual. Cuando ambos intercambien sus hábitos diarios, descubrirán las ventajas y desventajas de estar siempre conectados y volverán a apreciar lo que se pierde cuando se está pendiente de la pantalla. Marco Giallini (Si Dios quiere) y Alessandro Gassman (El nombre del bambino), habituales en las producciones del realizador, lideran el reparto y protagonizan algunos de los gags más divertidos del film. Junto a ellos, también participan intérpretes como Valeria Bilello (Un talento increíble), Carolina Crescentini (Maravillos Boccaccio) y la debutante Teresa Romagnoli, que interpreta a la joven artífice de este hilarante experimento social.