Lucky

Sinopsis

Lucky es un veterano cowboy con una salud de hierro que le ha permitido sobrevivir a todos sus contemporáneos. Cumplidos ya los noventa años, este hombre ateo se replanteará su existencia y partirá en un viaje espiritual en busca de una revelación. A través de una ciudad desértica e inhóspita, que no aparece ni en los mapas, Lucky se encontrará con peculiares personajes, algunos de ellos colegas que marcaron su vida, que se sentarán junto a él en la barra de un bar para tomar las últimas copas.

Resulta difícil discernir qué hay de realidad y qué de ficción en esta comedia dramática de aire crepuscular y nostálgico que sirve al conocido actor John Carroll Lynch (El fundador) para sentarse, por primera vez en su carrera, en la silla del director. Además, Lucky se convierte en testamento cinematográfico de su protagonista, el legendario Harry Dean Stanton (Siete psicópatas), fallecido poco después del estreno de esta cinta, que, a través de su aire desgarbado y su semblante cansado a la vez que entrañable, da vida a un personaje nonagenario, misántropo y reacio a todo lo que suene a espiritual o religioso, que se embarca en sus últimos días en un viaje místico y de autodescubrimiento. Desde los fundamentos de una road movie que avanza a ritmo pausado, esta fábula existencialista sobre el sentimiento de comunidad, la soledad y la muerte presenta a un variado catálogo de personajes pintorescos, de los que emerge un particular sentido del humor que impregna toda la cinta. Junto a Stanton, que vuelca en esta historia buena parte de su peculiar manera de ver la vida, participan actores como Ron Livingston (La quinta ola), Ed Begley Jr. (Cazafantasmas) o Tom Skerritt (Esperando al rey), así como el cineasta nominado al Oscar David Lynch (Twin Peaks), entre otros.