El jugador de ajedrez

El jugador de ajedrez

Sinopsis

En 1934, Diego Padilla se convierte en campeón de España de ajedrez. Su éxito atrae la atención de Marianne Latour, una periodista francesa. Cuando se conocen, se enamoran, tienen una hija y se marchan a vivir a Francia. Allí, en la zona ocupada por los nazis, Diego es acusado por la inteligencia alemana de espionaje, y posteriormente encarcelado en una prisión de las SS. Para sobrevivir en un entorno tan hostil, aprovechará la afición al ajedrez del oficial al mando, el hedonista coronel Maier.

Más de 15 años después de Pata negra, Luis Ontiveros vuelve a sentarse en la silla de director en El jugador de ajedrez. En esta ocasión, el realizador invita al espectador a presenciar una gigantesca partida de ajedrez, en la que cada uno de los personajes protagonistas es una pieza que compite por la victoria en un juego en el que la recompensa es la supervivencia. Todo ello ambientado en la II Guerra Mundial, un contexto histórico en el que toda Europa era un tablero de ajedrez y en el que un sencillo campeón de España en la materia, interpretado por el nominado al Goya Marc Clotet (La voz dormida), servirá para desvelar el lado más personal del conflicto. A través de héroes y villanos, a los que dan vida, entre otros, Melina Matthews (Proyecto Lázaro), Alejo Sauras (Sólo química) o Stefan Weinert (George y el dragón), Ontiveros muestra aspectos de la dualidad humana como la crueldad, la corrupción o, por otro lado, el amor y la solidaridad.

Últimas películas del director Luis Oliveros