La invitación

Sinopsis

Will y Eden eran muy felices y disfrutaban de su hijo en común. Sin embargo, la trágica muerte del pequeño afectó terriblemente a la relación, hasta el punto de que ella se fue de casa sin previo aviso. Años después, Will se reencontrará con una Eden inquietante y casi irreconocible. Una noche, Will volverá con su nueva novia a la casa en que vivía con su mujer, donde le esperan un montón de amigos. Cuando esté allí, Will tendrá la intuición de que detrás de La invitación hay un siniestro plan.

Karyn Kusama (Jennifer´s Body) vuelve al género de suspense y terror en La invitación. Ganadora del premio a la Mejor película en el Festival de Sitges, esta cinta propone un drama de suspense protagonizado por personas que han atravesado un duro trauma. En ella, seremos testigos de excepción de una cena en la que la tensión aumentará constantemente hasta un sorprendente clímax final que hará al espectador partícipe del miedo y la inquietud del protagonista. Kusama explora las consecuencias del rechazo al dolor y la pena o la negación de la tragedia y el miedo a perder el control a través de una cuidada atmósfera en la línea del thriller clásico.

Dentro de los participantes de La invitación encontramos todo un abanico de protagonistas complejos que, más allá de etiquetarse en héroes y villanos, se muestran como personajes dañinos, desquiciados o vulnerables cuyos actos están auspiciados por oscuras creencias. Entre ellos destacan Logan Marshall-Green (Prometheus) y Tammy Blanchard (Moneyball: Rompiendo las reglas) como Will y Eden, a los que secundan rostros tan conocidos como los de John Carroll Lynch (Shutter Island) o Michiel Huisman (El secreto de Adaline), entre otros.