Las aventuras de Moriana

Las aventuras de Moriana

Sinopsis

En 2009 Magdalena y su marido se encontraban en el paro, y decidieron empezar un nuevo negocio. Tras pensarlo bien, abrieron un restaurante de arroces y carnes a la brasa en plena sierra murciana. Aunque el comienzo fue prometedor, en 2011 empezaron a registrar pérdidas. Entonces surgió la idea, liderada por su esposo que había trabajado en cine y TV, de crear una web serie. Sirvió para atraer nueva clientela, pero no fue suficiente. Ahora, en números rojos, se lanzan a hacer una película.

David Perea y Luis Soravilla, éste último nominado al Goya a Mejor cortometraje, debutan en la dirección de un largometraje en Las aventuras de Moriana, cinta entre la realidad y la ficción en la que seguimos las aventuras de la familia Moriana, liderada por los padres y su novedosa idea de promocionar el restaurante familiar con una web serie. Éxito inesperado en la Región de Murcia, la cinta sigue el patrón de la idea original y nos ofrece una comedia surrealista en la que las anécdotas del día a día del restaurante se sobredimensionan para provocar la risa del espectador.

Con el objetivo de dar un aire profesional a Las aventuras de Moriana, sin por ello renunciar a la frescura y naturalidad que desprendía la web serie, Perea y Soravilla se decidieron a conformar un reparto en el que se aunaran actores profesionales como Terele Pávez (Mi gran noche), Enrique Villén (Las brujas de Zugarramurdi) o el presentador de televisión Antonio Hidalgo, con actores amateur, entre los que encontramos a los padres, abuelos, cuñados, hermanos e hijos de la familia Moriana.