La felicidad nunca viene sola

La felicidad nunca viene sola

Sinopsis

Charlotte es una atractiva mujer con una vida profesional plena, como directora de una fundación de arte contemporáneo. Sin mucho tiempo libre, ella sigue intentando encontrar a la persona idónea que, de verdad, le haga feliz. Tras dos matrimonios fallidos y tres hijos a cuestas, todavía no es tarde para volver enamorarse. En cambio, Sacha es el polo opuesto a Charlotte: seductor y mujeriego, alérgico al compromiso y sin ninguna meta concreta que alcanzar. Pero sin saber cómo, surge el amor...

Comedia romántica a la francesa, con momentos dramáticos, sobre la irresistible atracción entre un pianista de club nocturno (bastante inmaduro emocionalmente y con una concepción de la existencia bastante aventurera) y una mujer acomodada con malas experiencias sentimentales en su currículum personal (con los pies en la tierra y con una filosofía de vida más conservadora), que nos traslada un mensaje claro y contundente: que los polos opuestos se atraen. James Huth, conocido en el país vecino por ser el responsable de la comedia "Brice de Nice" y por la adaptación del cómic de Maurice De Bevere (Morris)- René Goscinny, Lucky Luke, es el encargado de dirigir y escribir (conjuntamente con su esposa Sonja Shillito) "La felicidad nunca viene sola", una historia de amor en la que se nos demuestra que el amor siempre aguarda a la vuelta de la esquina, que, a pesar de la sucesión de problemasy de trabas que obstaculizan nuestras vidas, los sentimientos hacia otras personas fluyen y nos derivan a buscar compañía en nuestra necesidad de estar con alguien, que colme nuestras aspiraciones..aunque, al menos en apariencia, sean diametralmente contrarios en su manera de entender la existencia (como le ocurre a la pareja protagonista).

El humorista francés, de origen marroquí, Gad Elmaleh, a quién hemos visto en producciones de éxito recientes como "El juego de los idiotas" o "Un engaño de lujo" además de colaboraciones esporádicas en el cine internacional como en "Midnight in Paris" de Woody Allen o en "El dictador" junto a Sacha Baron Cohen. Ahora llega a nuestras salas esta comedia romántica, en la que interpreta a un pianista de club de jazz con una afición desmesurada por chicas más jóvenes hasta que conoce a una, más responsable y realista, Sophie Marceau, que no necesita de ningún tipo de presentación al ser una de las actrices francesas más reconocidas de su generación gracias a películas como "La hija de D´Artagnan", "Braveheart", "El mundo nunca es suficiente (saga de Bond)" y "La máscara del faraón", entre otras. Dentro del reparto de "La felicidad nunca viene sola", hay que destacar la presencia de Maurice Barthélémy (Astérix y Obélix: Misión Cleopatra, ¡¡¡Cavernícola!!!), François Berléand, conocido principalmente en nuestro país gracias a la saga "Transporter" junto a el británico Jason Statham y por "Los chicos del coro", Michaël Abiteboul (Manderlay) y Julie-Anne Roth (Vatel, El último verano).