Brüno (2009)

Sinopsis

Brüno es un gay algo excéntrico que está obsesionado con la moda y el culto al cuerpo. Trabaja en la televisión, presentando un programa nocturno de tendencias, pero su sueño es llegar a ser una celebridad. Su estrategia para conseguirlo está clara: convertirse en reportero de moda y asistir a las fiestas y desfiles de los diseñadores más importantes. Así es como Brüno inicia un viaje por lo largo y ancho del mundo con la esperanza de encontrar la fama y, por qué no decirlo, también el amor.

En 2006, el cómico y presentador Sacha Baron Cohen dio vida a uno de los personajes más provocadores del cine en "Borat", las peripecias de un periodista kazajo que dejaba al descubierto la hipocresía de la cultura occidental. El papel le valió el Globo de Oro al mejor actor de comedia y la película fue nominada al Oscar al mejor guión adaptado. Tres años más tarde, y con el precedente del taquillazo de "Borat", Sacha Baron Cohen elige a otro de los personajes de su show televisivo "Da Ali G Show" y lo lleva al cine. "Brüno" sigue el disparatado viaje de un reportero austriaco gay en su intento por hacerse un hueco en el mundo de la moda.

Dirigida por Larry Charles, habitual colaborador de Baron Cohen y realizador de "Borat", la película es lo que se ha dado en llamar "comedia extrema", con un "rodaje de guerrilla" en el que el protagonista se cuela en eventos reales para hablar con personalidades y llamar la atención (véase el incidente en un desfile de la diseñadora española Agatha Ruiz de la Prada). La consigna es llevar al límite las leyes, pero sin quebrantarlas y caricaturizar ciertos aspectos de la sociedad.