La mujer del anarquista

La mujer del anarquista - Cartel
Título V.O.:
La mujer del anarquista
Año de producción:
2008
Distribuidora:
Alta Films
Género:
Drama
Clasificación:
No recomendada menores de 7 años
Estreno:
23 de enero de 2009
Director:
Peter Sehr, Marie Noëlle
Guión:
Marie Noëlle
Música:
Zacarías M. de la Riva, Frédéric Sanchez
Fotografía:
Jean François Robin
Intérpretes:
Irene Montalà (Pilar), Adrià Collado (Francisco), Juan Diego Botto (Justo Álvarez Calderón), Jean-Marc Barr (Pierre), Irene Visedo (Paloma adulta), Laura Morante (Lucienne), Pere Arquillué (Jaime), Biel Durán (Luis), Nina Hoss (Lenin), María Valverde (Manuela), Ivana Baquero (Paloma), Nathalie Grauwin (Marie)

Fotogramas de la película

Sinopsis

Manuela lleva demasiado tiempo esperando a su amado Justo, un líder anarquista que desapareció cuando combatía en la guerra civil española. Por encima de los ideales, lo único que mantiene en pie a la joven es el deseo de volver a ver a su esposo, y más ahora que se ha quedado sola al cuidado de su hija Paloma. La lucha de Manuela se verá recompensada con una pista que sitúa a Justo en el exilio de Francia. Sin embargo, su amor se enfrentará a un difícil reto: reconstruir una familia destrozada.

Presentada en la pasada Seminci, "La mujer del anarquista" es un drama romántico que nos sitúa en la guerra civil española, concretamente en una de esas familias que quedaron destrozadas por el conflicto y la consiguiente dictadura. La película ha sido dirigida por el alemán Peter Sehr (Obsesión), amparado por un guión de su esposa y habitual colaboradora Marie Noelle, que se ha tomado alguna licencia para narrar la historia personal de su abuela. Los horrores de la guerra, la desolación del exilio, la fuerza del amor y la unidad familiar son sus temas centrales.

Juan Diego Botto (El Greco, Vete de mí) da vida a un líder anarquista que lucha por conseguir su futuro ideal, ya sea combatiendo en las trincheras o dirigiendo planes en la clandestinidad. Su gran amor, la verdadera "mujer del anarquista", es María Valverde, ya totalmente consolidada en nuestro cine después de títulos como "Ladrones" o "El rey de la montaña". La hija de ambos está interpretada por Ivana Baquero, la niña de "El laberinto del Fauno", aunque a medida que va creciendo le cede el turno a Irene Visedo, de la serie "Cuentamé". También intervienen Adriá Collado (Proyecto dos) y las internacionales Nina Hoss (La masai blanca) y Laura Morante (El imperio de los lobos).

Crítica

La producción, como el tandem de directores, es germana, pero "La mujer del anarquista" no se mira en absoluto en el espejo del cine histórico alemán contemporáneo, oscuro, reflexivo y desencantado. Lo hace, por el contrario en los modelos de producción de época españoles, en el aparatoso teatralismo de nuestro cine cuando abre una cortina hacia el pasado. La mirada foránea no arroja luz nueva sobre la manera obtusa que la industria nacional tiene de representar el pasado histórico. "La mujer del anarquista" está en la misma onda afectada y de atrezo decimonónico de "Las 13 rosas" o "Los girasoles ciegos". Es cine español de la Guerra Civil, en la peor acepción posible de la expresión: perfiles a vuelapluma, maniqueísmo de salón, conflictos de cartón-piedra y una pulcritud impostada en la puesta en escena que repele cualquier asociación con la realidad del mundo que aspira a recrear.

La mitad de la película transcurre al son de los años más duros de la Guerra Civil en el Madrid desgajado del No pasarán, y sin embargo la miseria es de plástico, sin gotas de sangre que empañen la impoluta armonía estética del escenario de papel. Academicismo, a fin de cuentas, de ése que pasa de puntillas por todos lados, obviando siempre el plano truculento, la manifestación visceral del dolor y, en definitiva la sangre y la tripa del conflicto. Ni rastro de violencia en un período gobernado por el exceso de la misma, ni una mano amputada ni ojo violeta, ni nada de nada.

La tragedia es el melodrama romántico del año de la polka, el desamorío heroico de una esposa modelo que se maldice con la mano en la frente y entre toneladas de lágrimas enlatadas su funesta suerte en mitad de una guerra cuyas bombas no descomponen el colorete ni el exuberante vestuario, ni el carmín de labios. Como emulando en plan de andar por casa "Los girasoles" de De Sica, la película de Marie Noelle y Peter Sehr, se empantana entre chaparrones de melaza, en un infierno sentimental de intensidad y tensión ausente, el de un drama ejecutado en automático copiando los peores vicios del cine histórico patrio unidireccional.

No hay un gramo o dos de verdad genuina entre tantos avatares bélicos y postbélicos, entre personajes monovolumen, entre vendavales emocionales de teleserie de sobremesa en plan "Amar en tiempos revueltos". Entre tanto falsete no caben milagros, y no sería justo echar de menos al Juan Diego Botto de los mejores días, ni lamentarse por un casting desastroso que enfrenta a María Valverde a un reto muy por encima de sus posibilidades, defendiendo un papel maternal imposible e improbable. Su hija en la ficción, Ivana Baquero (el mejor activo, sin duda, de la película) sólo tiene seis años menos que la madre. Y el problema es que se nota, y mucho. En fin, la guinda roja entre tanto desarreglo.

Últimas películas del director Peter Sehr
Últimas películas del director Marie Noëlle
Últimas películas del género Drama