Doble visión

Sinopsis

Hubo una época en la que el detective Huang Huo-tu (Tony Leung Ka-fai) fue uno de los más importantes de la policía de Taipei, la bulliciosa capital de Taiwán en la que la alta tecnología de la vida moderna se mezcla con las creencias que se remontan cuatro mil años atrás. Pero ahora ha sido degradado y ejerce un trabajo denigrante en la la Oficina de Asuntos Exteriores. Y todo por haber investigado un trama de corrupción en el propio cuerpo de policía. Sus compañeros le han dado la espalda, y su mujer, Ching-fang (Rene Liu) le ha pedido el divorcio. El único en la policía que está a su lado es su antiguo compañero Li Feng-po (Leon Dai), un policía íntegro y duro que protege a su viejo amigo del hostigamiento de sus colegas. Pero se producen tres horribles asesinatos que sacuden al departamento: ninguna de las tres víctimas están relacionadas entre sí, pero si tiene algo en común. Y es que se encuentra un misterioso fango negro en sus cerebros, junto con la evidencia de que todos han muerto en un estado alucinógeno. Así que llegan a la conclusión de que hay un asesino en serie suelto en Taipei, el primero de la historia del país. Así como no están preparados, el alto mando decide pedir ayuda a los EE.UU., su máximo aliado, quienes envían al agente del FBI, Kevin Richter (David Morse). Huang está dispuesto a ayudar para resolver el caso, y se encuentra con la nueva oposición de sus compañeros del cuerpo. Pero su instinto como detective puede más que él, así que se pone a trabajar junto a Richter. Y juntos encuentran un patrón en los asesinatos en un oscuro y antiguo diagrama taoísta. Es una fórmula para alcanzar la inmortalidad, que implica enviar a cinco malhechores a través de cinco terribles niveles de infierno. Eso predice que aun quedan más víctimas por llegar. Para Huang, inmediatamente parece posible que una fuerza sobrenatural esté en juego, una idea que el pragmático Richter se niega a compartir.