Dirty Dancing 2

Sinopsis

Nos encontramos en la Cuba pre-revolucionaria. Año 1958, la familia de Katey Millar (Romola Garai) va a vivir a la isla de Cuba, donde su padre ha sido trasladado por su empresa. En un principio a Katey no le parece muy buena idea el traslado, pero poco a poco se irá sintiendo atraída por Cuba y su gente. Aunque en un principio frecuenta a los otros jóvenes norteamericanos que conviven con ella y su hermana pequeña en el exclusivo hotel Oceana, a la joven le atrae más la sensualidad e independencia de los cubanos. Su interés se acrecentará cuando conoce a Javier (Diego Luna), un camarero del hotel con el que le une una pasión, el baile. Juntos tendrán que vencer todas las trabas con las que se irán encontrando mientras se enamoran irremediablemente.